La UE acusa a Rusia de usar el gas como arma política contra Ucrania

El comisario europeo de Energía, Günther Oettinger, acusó hoy a Rusia de utilizar el sector energético como arma política contra Ucrania, algo que consideró "inaceptable".

"Tenemos que ser capaces de darnos cuenta de que Rusia utiliza la energía como arma, no contra la UE, pero sí decididamente contra Ucrania, y esto es inaceptable", dijo Oettinger en su discurso inaugural en el noveno Foro Energético Europeo, que se celebra hasta mañana en Bratislava.

La UE interpretó así en clave política el hecho de que Rusia cumpliera su amenaza y cortara hoy por impago los suministros de gas a Ucrania.

Rusia, según señaló la empresa gasista Gazprom en un comunicado, espera que dicha medida no afecte a los países europeos que importan combustible ruso a través de los gasoductos ucranianos.

El comisario alemán aseguró en Bratislava que se va a seguir "hablando de precios en el futuro, a pesar de que existen todavía algunas diferencias entre Ucrania y Rusia".

Oettinger reconoció que "no sería nada bueno que se cortara el suministro en los próximos meses" e insistió en que, para evitarlo, se va a seguir negociando en las próximas semanas mediante tanteos bilaterales en los que se sondeará "si tiene sentido que ambos países vuelvan a sentarse en la mesa de negociación".

También añadió que "a pesar de las dificultades políticas, en la esfera del gas creo que podemos llegar a un acuerdo y que quede fuera de las sanciones", en referencia a las sanciones impuestas por la UE a Moscú por la anexión de Crimea.

Lea más: Lavrov, indignado por insultos del ministro de Exteriores ucraniano a Putin>>>