2-0. Los rusos siguen sin convencer antes de viajar a Brasil

Rusia derrotó hoy a Marruecos (2-0) en su último partido de preparación antes de viajar a Brasil, donde jugará su primer Mundial con el seleccionador italiano Fabio Cappello, que no acaba de dar con la tecla en ataque.

De esta forma, los rusos cierran la fase de amistosos mundialistas con dos victorias, ante Eslovaquia y Marruecos, y un empate ante los noruegos en Oslo (1-1), en la que los rusos han demostrado fortaleza defensiva, pero escasa imaginación ofensiva.

Capello, que eligió como rival a Marruecos, ya que se parece a Argelia, uno de los adversarios de los eslavos en el Grupo H mundialista, introdujo algunos cambios para dar velocidad al juego.

Así, optó por conceder la titularidad al veterano zurdo Zhirkov, un futbolista muy vertical que tanto puede jugar de lateral como de extremo.

Los marroquíes, cuyo entrenador es el legendario portero del Mallorca español Ezaki Badou, se dejaron dominar pero salieron con rapidez al contraataque y, de hecho, dispusieron de la primera ocasión clara de gol en el minuto 24.

Una incursión por la izquierda de Boussoufa, un fino futbolista que milita en el Lokomotiv Moscú, fue aprovechado por El Kaddouri para rematar colocado desde el borde del área, pero el balón fue rechazado por el poste.

Esa jugada pareció despertar a los locales, que armaron un contraataque que acabó con un medido centro desde la izquierda de Zhirkov al que Kokorin no llegó por muy poco ante la desesperada salida del portero árabe.

Poco después, tras varios rebotes a la salida de un córner, el central Alexéi Berezutsky marcó el primer gol en un remate a bocajarro (m.28).

Al final del primer tiempo, Kokorin tuvo en sus botas el segundo gol por medio de Kokorin, la gran esperanza de los rusos, tras recibir un pase picado de Fayzulin.

El pase dejó solo al borde del área pequeña al delantero ruso, pero su disparo fue despejado con el pecho por el guardameta marroquí (m.45).

En el descanso, Capello introdujo varios cambios que apenas contribuyeron a la mejora del juego del equipo ruso, que disputará en Brasil su primera Copa Mundial desde 2002.

Zhirkov, quien pareció no contar para el técnico italiano durante la primera parte de la fase de clasificación, se ganó el respeto de Capello con un golazo a la salida de un córner (m.58).

El antiguo jugador del Chelsea inglés remató de volea desde fuera del área un balón despejado por la defensa árabe y el obús se coló en la portería visitante sin que el portero ni siquiera intentara despejar el esférico.

Los marroquíes pudieron acortar distancias en el minuto 78, pero el potente disparo desde fuera del área de El Arabi fue despejado ágilmente con las yemas de los dedos por Lodiguin, el guardameta del Zenit.

Además de la escasa producción ofensiva, Capello tiene otro quebradero de cabeza, ya que Shirókov, titular indiscutible durante la fase de clasificación, sigue lesionado y se ha perdido todos los partidos de preparación mundialista.

Rusia volará mañana, sábado, directamente a Brasil para la disputa de la Copa del Mundo, en la que debutará el día 17 ante Corea del Sur.

- Ficha Técnica:

2 - Rusia: Akinféev (Lodiguin, m.46); Eschenko, A.Berezutsky, Ignashévich (Granat, m.46), Schénnikov (D.Kombárov, m.46; Kozlov, m.76); Zhirkov, Denísov, Shatov, Fayzulin (Dzagóev, m.46), Samédov; y Kokorin (Kerzhakov, m.57).

0 - Marruecos: Fegrouche; El Hachimi, El Adoua (Erraki, m.64), Da Costa, Lazaar; Chahechouhe (Carcela-González, m.62), Feddal, Obbadi, Boussoufa (Belhanda, m.82), El Kaddouri; y Hamdallah (El Arabi, m.75).

Goles: 1-0, m.28: A. Berezutsky. 2-0, m.58: Zhirkov.

Árbitro: Peter Kralovec (CHE).

Incidencias: partido amistoso disputado en el estadio Lokomotiv de Moscú ante unos 15.000 espectadores (media entrada).

Lea más: El CSKA Moscú conquista su quinta Liga>>>