El Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia hace responsable a Occidente de los disturbios en Kiev

Moscú llama a la oposición a iniciar un diálogo con el gobierno ucraniano

“Lo que está ocurriendo es consecuencia directa de una política de connivencia por parte de algunos políticos occidentales y organizaciones europeas que desde el mismo comienzo de esta crisis han hecho oídos sordos a las acciones agresivas de las fuerzas radicales en Ucrania, alentando de este modo a que se produjera una escalada de la violencia y enviando una provocación al gobierno legítimo”, reza un comunicado del departamento de información y prensa del Ministerio de Asuntos Exteriores de la Federación Rusa publicado el martes 18 de febrero.

Moscú ha hecho un llamamiento a la oposición ucraniana para que retome el diálogo con el Gobierno. “De nuevo instamos a la oposición ucraniana a que abandone sus amenazas y ultimatums y a que inicie un diálogo coherente con el gobierno para buscar una manera de sacar al país de esta profunda crisis”, comenta el documento.

“Los combatientes, a quienes los líderes de la oposición incitaron a un llamado 'ataque pacífico', golpean y apedrean a los policías, incendian automóviles, han saqueado una farmacia, han atacado la sede del Partido de las regiones y bloqueado el edificio de la Rada Suprema. Los diputados han recibido varios ultimatums. La oposición ya no controla la situación dentro de sus propias filas. Se ha llegado a cometer un verdadero abuso de la ley y del sentido común”, -así describen la situación actual en el Ministerio de Asuntos Exteriores ruso.

Información publicada previamente en ruso en Interfax.