Rusia propone su proyecto de resolución de corredores humanitarios en Siria

Moscú ha presentado ante el Consejo de Seguridad de la ONU su propio borrador de resolución para abrir un corredor humanitario en Siria después de vetar el proyecto propuesto por Occidente, informó hoy la Cancillería rusa.

"Hemos propuesto nuestro propio documento que está dedicado al mismo problema al que está dedicado el proyecto de resolución presentado por Luxemburgo, Australia y Jordania", dijo el titular de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, en rueda de prensa tras reunirse con los ministros de Defensa y Exteriores de Egipto.

"Preferimos basarnos de hechos concretos, y no palabras que exacerban los ánimos", aseveró en alusión a la actitud de los países occidentales que no han dejado de responsabilizar al régimen del presidente Bachar al Asad del conflicto en el país árabe.

"Pasos concretos es lo que se necesita y en ello están activamente las agencias humanitarias internacionales, y nosotros tratamos de ayudarles materialmente contribuyendo al diálogo con las autoridades sirias", señaló Lavrov.

Agregó que "nuestra postura es absolutamente transparente: nos atenemos al comunicado de Ginebra y abogamos por su completo cumplimiento a tiempo que no estamos de acuerdo con los intentos del uso selectivo de algunas de sus cláusulas".

El jefe de la diplomacia rusa señaló al respecto que Occidente hace hincapié en la creación de un gobierno de transición y no en la resolución de los problemas humanitarios.

"Necesitamos una conversación honesta considerando todos los factores, y no intentos de usar el conflicto sirio como pretexto (para derrocar a Al Asad)", dijo.

Rusia dejó claro el pasado martes que vetaría la resolución propuesta inicialmente por Francia alegando que la propuesta occidental ignora lo que se hace para el suministro de la ayuda humanitaria a la población civil siria y trata de "cargar toda la culpa de lo que pasa en Siria sobre el Gobierno", según Lavrov.

Con anterioridad, la delegación de la oposición siria en las negociaciones de paz en Ginebra acusó al Gobierno de ser el único responsable de la ruptura de la tregua humanitaria y pidió a Moscú que no vetara el proyecto de la resolución occidental.