EEUU gestionará con Rusia evacuaciones de emergencia en Sochi si es necesario

El secretario de Defensa de Estados Unidos, Chuck Hagel, dijo hoy que su gobierno "hará los arreglos apropiados" con Rusia para responder a una emergencia en los Juegos de Invierno de Sochi y evacuar a sus nacionales.

Hagel dijo en una rueda de prensa conjunta con el ministro de Defensa francés, Jean-Yves Le Drian, que el Pentágono "ha tenido conversaciones con el gobierno ruso sobre la protección" de los ciudadanos estadounidenses y que si son necesarias evacuaciones por un atentado realizarán las gestiones pertinentes con Moscú.

El Departamento de Defensa ya ha desplegado dos buques de guerra con camas de hospital en el Mar Negro para actuar con rapidez ante una eventual evacuación.

El temor a un ataque terrorista se ha ampliado después de que se hayan recibido amenazas de supuestos terroristas islamistas y que las fuerzas de seguridad rusas pidieran información sobre terroristas suicidas en hoteles de la ciudad.

Sochi está cerca de la explosiva región del Cáucaso Norte, donde actúan grupos guerrilleros y terroristas islamistas, así como de la ciudad de Volgogrado, donde el mes pasado más de 30 personas murieron en dos atentados suicidas.

Rusia ha desplegado a unos 40.000 soldados y miembros de fuerzas de seguridad en la ciudad para garantizar los Juegos de Invierno, entre el 7 y el 23 de febrero.

En una teleconferencia, funcionarios del gobierno estadounidense dijeron que no tienen preparado "ningún plan de evacuación" para Sochi y aseguraron que las autoridades rusas se están tomando "muy en serio" la seguridad del evento deportivo, en el que Rusia se juega un gran prestigio.

Como medida de precaución el Comité Olímpico estadounidense ha pedido a sus atletas que no vistan el uniforme de Estados Unidos fuera de las instalaciones olímpicas.

"Generalmente damos este tipo de recomendaciones en grandes eventos internacionales, especialmente si ha habido amenazas como las que hemos visto en esta ocasión", explicó hoy en rueda de prensa la portavoz del Departamento de Estado, Marie Harf. 

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.