EEUU dice que acuerdo ruso-ucraniano no aborda demandas de protestas en Kiev

El Gobierno de Estados Unidos advirtió de que los acuerdos económicos entre Rusia y Ucrania anunciados hoy "no abordan las preocupaciones" de los manifestantes "pacíficos" que protestan desde noviembre contra la suspensión del pacto de asociación que Kiev había negociado con la Unión Europea (UE).

El Gobierno de Estados Unidos advirtió de que los acuerdos económicos entre Rusia y Ucrania anunciados hoy "no abordan las preocupaciones" de los manifestantes "pacíficos" que protestan desde noviembre contra la suspensión del pacto de asociación que Kiev había negociado con la Unión Europea (UE).

El portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, indicó en una rueda de prensa que el Gobierno de Estados Unidos está revisando los "detalles" de esos acuerdos, pero aclaró que en un principio "no abordan las preocupaciones que los manifestantes pacíficos han expresado en Ucrania".

"Como hemos dicho en el pasado, instamos al Gobierno de Ucrania a escuchar a su pueblo y a encontrar una manera de restablecer un camino hacia el futuro europeo pacífico, justo, democrático y económicamente próspero al que aspiran sus ciudadanos", declaró Carney.

Además, el portavoz instó al Gobierno de Kiev a iniciar "un diálogo inmediato" con la oposición y todas las partes que "han expresado su deseo de una mejor Ucrania a través de manifestaciones públicas".

El presidente ruso, Vladímir Putin, anunció hoy una rebaja de más de un tercio del precio del gas que su país exporta a Ucrania y la inversión de 15.000 millones de dólares en bonos ucranianos.

Putin justificó su decisión en las "dificultades de la economía ucraniana, relacionadas en gran medida con la crisis económica y financiera mundial, y con el fin de apoyar al presupuesto del Gobierno ucraniano".

La rebaja del gas y los 15.000 millones de dólares son una tabla de salvación para la economía ucraniana, que se encuentra al borde de la bancarrota como indican sus reservas de divisas, en el punto más bajo de los últimos siete años.

Ambos países firmaron hoy también un plan de acción para el pleno restablecimiento de sus relaciones comerciales, mientras la oposición ucraniana continúa en Kiev con sus protestas contra la suspensión del acuerdo de asociación con la UE.