El Banco Mundial rebaja sus previsiones de crecimiento de la economía rusa

El Banco Mundial (BM) ha rebajado sus previsiones de crecimiento de la economía rusa para este año del 1,8 al 1,3 por ciento, según un comunicado difundido hoy en Moscú por el organismo financiero internacional.

El Banco Mundial (BM) ha rebajado sus previsiones de crecimiento de la economía rusa para este año del 1,8 al 1,3 por ciento, según un comunicado difundido hoy en Moscú por el organismo financiero internacional.

La revisión a la baja del pronóstico de desarrollo económico de Rusia obedece, según el BM, a que el aumento de la demanda interna ha sido inferior al esperado, a que no se han recuperado los volumen de inversión en la economía y a que se han reducido los ritmos de crecimiento del consumo.

El Banco Mundial también disminuyó sus previsiones de crecimiento del producto interior bruto (PIB) de Rusia para 2014, del 3,1 al 2,2 por ciento.

Los economistas del BM, que calculan que en 2015 el PIB de Rusia crecerá el 2,7 por ciento, consideran que la expansión de la economía rusa está condicionada por la lenta recuperación los volúmenes de inversión.

El organismo internacional espera un restablecimiento paulatino de la actividad inversora del sector privado en Rusia, pero estima que será más lento de lo que se preveía anteriormente.

Las previsiones del Banco Mundial de crecimiento de la economía de Rusia prácticamente no difieren de las de las autoridades rusas.

Recientemente, el Ministerio de Economía ruso revisó a la baja sus proyecciones de crecimiento de la economía del país para los próximos tres años: del 1,8 al 1,4 por ciento, en 2013; del 3 al 2,5 por ciento, en 2014, y del 3,1 al 2,8 por ciento, en 2015.