Yanukóvich apoya la mesa redonda entre Gobierno y oposición ucranianas

El presidente de Ucrania, Víctor Yanukóvich, apoyó hoy la propuesta de celebrar una mesa redonda nacional entre Gobierno y oposición para solucionar la crisis causada por las multitudinarias protestas que estallaron el pasado 21 de noviembre.

El presidente de Ucrania, Víctor Yanukóvich, apoyó hoy la propuesta de celebrar una mesa redonda nacional entre Gobierno y oposición para solucionar la crisis causada por las multitudinarias protestas que estallaron el pasado 21 de noviembre.

"En su opinión, esa mesa redonda puede ser una plataforma para el entendimiento", informó la Presidencia ucraniana en un comunicado en su página web.

La propuesta se la presentó el primer jefe de Estado de la Ucrania independiente, Leonid Kravchuk, de quien también partió la iniciativa de celebrar una reunión entre los cuatro presidentes para abordar la situación en el país y que tendrá lugar mañana, martes.

Yanukóvich, quien llegó al poder en 2010, confía en que la mesa redonda sirva para encontrar "una solución del compromiso" a las protestas, cuyo detonante fue la renuncia de Kiev a firmar a finales de noviembre un Acuerdo de Asociación con la Unión Europea.

La oposición demandó el fin de semana como condición para el diálogo la dimisión del Gobierno, la liberación de los manifestantes detenidos y el castigo de los que ordenaron la represión violenta de las manifestaciones pacíficas.

Tras el cumplimiento de esas condiciones, la oposición estaría dispuesta a sentarse en la mesa de negociaciones con las autoridades para formar un Gobierno técnico que se encargaría de negociar la asociación con los Ventiocho.

Además, ese Gobierno provisional debería convocar elecciones presidenciales y parlamentarias anticipadas, una vez reformada la Constitución.

Recientemente, los tres anteriores presidentes de Ucrania, Kravchuk, Leonid Kuchma y Víctor Yúschenko, expresaron en una carta abierta su apoyo a las protestas populares.

El viernes pasado el primer ministro ucraniano, Nikolái Azárov, se mostró dispuesto a dialogar con la oposición, pero con la condición de que sus activistas desalojen el Ayuntamiento y la Casa de los Sindicatos, y dejen de bloquear el trabajo de las instituciones públicas.

La oposición ucraniana anunció hoy que se prepara para defenderse ante un posible asalto policial y ha llamado a sus activistas a acudir a la Plaza de la Independencia ante el creciente despliegue de efectivos antidisturbios.

Además, varios camiones y autobuses con efectivos del destacamento "Berkut" han sido desplegados coincidiendo con el fin del plazo que la policía le dio a los manifestantes para desalojar el edificio.

Ayer, domingo, varios cientos de miles de personas se congregaron en la mayor manifestación en esa plaza desde el estallido de las protestas el pasado 21 de noviembre.

La oposición tomó el pasado 1 de diciembre el Ayuntamiento y la Casa de los Sindicatos, y además bloquea las labores del Gobierno, la Rada Suprema (Legislativo) y la Administración Presidencial.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.