El presidente ucraniano dispuesto a integración con UE pero "como iguales"

El presidente ucraniano, Víktor Yanukóvich, aseguró hoy que hará todo lo que esté en su mano para acelerar el proceso de acercamiento de su país a la UE, pero recalcó que la colaboración con los Veintiocho debe hacerse como "socios igualitarios".

El presidente ucraniano, Víktor Yanukóvich, aseguró hoy que hará todo lo que esté en su mano para acelerar el proceso de acercamiento de su país a la UE, pero recalcó que la colaboración con los Veintiocho debe hacerse como "socios igualitarios".

"Haré todo lo que dependa de mí para acelerar el proceso de acercamiento de Ucrania a la Unión Europea, sin permitir para ello grandes pérdidas para nuestra economía ni el empeoramiento de las condiciones de vida de nuestros ciudadanos", señaló Yanukóvich, en un mensaje a la nación al celebrarse hoy el aniversario del referéndum de independencia de Ucrania de la URSS.

Mientras, la oposición ucraniana se prepara para celebrar hoy en Kiev una gran protesta en contra de la negativa de Yanukóvich a firmar el acuerdo con la UE en Vilna, y por la represión ejercida en la madrugada del sábado por las fuerzas policiales contra manifestantes en la plaza de la Independencia.

"Debemos guiarnos exclusivamente por los intereses nacionales, y ser responsables ante el futuro. Debemos situar a nuestro país en el mapa político de Europa y del mundo, como un Estado grande y soberano", agregó Yanukóvich.

El presidente aseguró que Ucrania ha hecho su elección: "Somos un país europeo y nuestro camino está marcado por la historia. Al mismo tiempo, mi convicción profunda es que la integración con la Unión Europea debe ser como socios igualitarios", concluyó.

Las palabras de Yanukóvich confirman la posición que expresó el 21 de noviembre pasado, cuando anunció su rechazo a firmar un Acuerdo de Asociación negociado con la UE tras alegar que Ucrania sufrirá grandes pérdidas para adaptar su economía y su legislación a la comunitaria.

En la cumbre de Vilna celebrada el jueves y viernes pasado entre la UE y la Asociación Oriental, el mandatario ucraniano dijo que su país mantenía la intención de firmar el documento llamado a acercar a esta antigua república soviética a los valores y estándares de la Unión Europea.

Pero pidió a sus socios europeos una "labor conjunta sobre un programa de ayuda a Ucrania", que permita al país "prepararse para las secuelas negativas del período inicial que, sin lugar a dudas, sentirán las capas más desfavorecidas de los ucranianos" tras la firma del Acuerdo.

Kiev cifra en 160.000 millones de dólares el monto necesario para la homologación de su industria y su producción, sin contar con el coste que supondría en dinero y empleo la pérdida del mercado ruso.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.