Incoan proceso penal contra el exministro de Defensa ruso Anatoli Serdiukov

El Comité de Instrucción (CI) de Rusia anunció hoy que ha incoado un proceso penal contra el exministro de Defensa ruso Anatoli Serdiukov por la construcción ilegal de una carretera con cargo al presupuesto de esa cartera.

El Comité de Instrucción (CI) de Rusia anunció hoy que ha incoado un proceso penal contra el exministro de Defensa ruso Anatoli Serdiukov por la construcción ilegal de una carretera con cargo al presupuesto de esa cartera.

El portavoz del CI, Vladímir Markin, indicó que a Serdiukov, que ejerció como titular de Defensa entre febrero de 2007 y noviembre de 2012, se le imputa un delito de "negligencia", que supuso pérdidas de 53 millones de rublos (unos 1,7 millones dólares) para los presupuestos del Estado.

"Según la investigación, siendo ministro de Defensa, Serdiukov impartió oralmente instrucciones a sus subordinados para construir una carretera", dijo Markin a la agencia rusa Interfax.

Precisó que la carretera fue construida en la región de Astraján, el sur de la parte europea de Rusia, para facilitar el acceso al territorio de una sociedad sin fines de lucro.

"Serdiukov se encuentra en el país. La decisión sobre si adoptan medidas cautelares se tomará más adelante", dijo el portavoz del CI, que agregó que el imputado ya sido citado a declarar.

Según el código penal ruso, el delito de negligencia se castiga con un año de trabajos sociales o tres meses de arresto.

Sin embargo, Markin indicó que la calificación definitiva de las acciones el exministro se realizará al término de la instrucción por el caso de negligencia.

La defensa de Serdiukov no comentó la apertura de penal, pero recalcó que el exministro, como todo ciudadano respetuoso de la ley, comparecerá a prestar declaración.

Serdiukov, de 51 años, el primer civil en dirigir el Ministerio de Defensa, es el más alto funcionario apartado del poder como consecuencia de un escándalo desde que Vladímir Putin asumiera la jefatura del Kremlin en 2000.

Putin destituyó a Serdiukov hace un año tras destaparse una estafa con bienes de Defensa por valor de más de 3.000 millones de rublos (casi 100 millones de dólares), en la que estaría presuntamente implicada la empresa Oboronservice, dependiente de esa cartera.

El escándalo se vio aderezado con algunas publicaciones de prensa que sugirieron la existencia de una "relación sentimental" entre Serdiukov y una exfuncionaria de su cartera y directiva de Oboronservice, Yevguenia Vasílieva, actualmente imputada por estafa.

Serdiukov ha comparecido como testigo en ese caso, pero ha negado el CI cualquier implicación en el escándalo de corrupción.

Poco después de su destitución, Putin negó que Serdiukov fuese sospechoso de corrupción y recalcó que fue relevado de su cargo debido a que "surgieron dudas sobre su capacidad como ministro para comandar el proceso relacionado con los bienes" de Defensa.