Rusia exige disculpas a Polonia por disturbios frente a su misión en Varsovia

Rusia exigió hoy disculpas a Polonia a raíz de los violentos disturbios ocurridos la víspera frente a la embajada rusa en Varsovia durante una marcha ultranacionalista con motivo del Día de la Independencia de Polonia.

Rusia exigió hoy disculpas a Polonia a raíz de los violentos disturbios ocurridos la víspera frente a la embajada rusa en Varsovia durante una marcha ultranacionalista con motivo del Día de la Independencia de Polonia.

Moscú demandó también a las autoridades polacas aumentar las medidas de seguridad en torno a sus legaciones diplomáticas en Polonia después de que decenas de manifestantes intentaran asaltar ayer la misión rusa en la capital polaca.

El Ministerio ruso de Asuntos Exteriores citó hoy al embajador polaco para manifestar su repulsa por los desórdenes "que causaron daños materiales" a la misión rusa y "paralizaron su funcionamiento durante varias horas", según un comunicado publicado en la página web de la Cancillería.

La nota denunció la "pasividad y el retraso de las acciones policiales", que "hicieron posible el desmadre de los jovenzuelos que estaban fuera de sí".

Varsovia fue ayer escenario de enfrentamientos durante los cuales los agentes de seguridad tuvieron que utilizar cañones de agua para evitar que algunos radicales saltaran la verja que rodea la delegación diplomática de Rusia, país que suele ser objetivo de la ira de los grupos ultranacionalistas polacos.

Varios activistas sí lograron quemar al menos dos vehículos en las cercanías de la embajada, a la que arrojaron piedras, petardos y bengalas.

El primer ministro polaco, el liberal de centroderecha Donald Tusk, aseguró a la prensa que "es vergonzoso que estos vándalos mancillen la reputación de Polonia".

Los disturbios empañaron una jornada festiva en Polonia, donde ayer se celebró que el país recuperó su independencia el 11 de noviembre de 1918, después de más de un siglo durante el cual permaneció dividido entre Prusia, Rusia y el imperio Austro-Húngaro.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.