Tribunal de Mar tratará el 6 de noviembre los arrestos de Greenpeace en Rusia

El Tribunal Internacional del Derecho del Mar (ITLOS) informó hoy de que el 6 de noviembre abordará en una vista oral la demanda de Holanda contra la detención en Rusia de treinta activistas de Greenpeace, pese a que Moscú ya ha anunciado que no acudirá.

El Tribunal Internacional del Derecho del Mar (ITLOS) informó hoy de que el 6 de noviembre abordará en una vista oral la demanda de Holanda contra la detención en Rusia de treinta activistas de Greenpeace, pese a que Moscú ya ha anunciado que no acudirá.

El ITLOS, con sede en Hamburgo (noroeste de Alemania), indicó en una nota que prevé una única sesión en la que en principio deberían escucharse los argumentos de las dos partes y a la que habitualmente sigue una ronda de deliberación de entre dos y cuatro semanas y la publicación de la sentencia.

Rusia ha indicado por escrito al tribunal que no acudirá a la vista porque no considera vinculantes sus decisiones con respecto a la aplicación de la justicia en su territorio, en uso de su soberanía nacional.

Holanda interpuso este lunes un recurso ante la máxima instancia judicial en derecho marítimo contra la actuación de Rusia, cuyos guardacostas apresaron el pasado 19 de septiembre en el mar de Bárents al "Arctic Sunrise", un barco de bandera holandesa de la organización ecologista Greenpeace.

Las autoridades rusas detuvieron a sus 30 tripulantes -28 activistas, un cámara y un fotógrafo independientes-, que protestaban contra una plataforma petrolera de Gazprom.

Los activistas se encuentran desde entonces y hasta el próximo 24 de noviembre en prisión preventiva en Múrmansk (noroeste de Rusia).

La Justicia rusa rebajó esta semana de piratería a gamberrismo la acusación contra los tripulantes, que proceden de Rusia, Estados Unidos, Argentina, Reino Unido, Canadá, Italia, Ucrania, Nueva Zelanda, Holanda, Dinamarca, Australia, Brasil, República Checa, Polonia, Turquía, Finlandia, Suecia y Francia.

El Tribunal Internacional, fundado en 1994 como órgano de la Convención de la ONU sobre los Derechos del Mar, está integrado por veintiún jueces de los cinco continentes que se reúnen en Hamburgo puntualmente para abordar este tipo de demandas.

Entre los casos recientemente resueltos por la corte está el de la fragata argentina "Libertad", que quedó retenida en Ghana dos meses y medio con su tripulación a bordo, en respuesta a una demanda de un fondo especulativo, hasta que el tribunal ordenó su liberación.