Viceministro ruso se reunirá con Asad acerca del plan sobre armas químicas

"Le hemos explicado a la parte siria detalles de los acuerdos alcanzados por los ministros de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, y estadounidense, John Kerry, en Ginebra, y hemos respondido a algunas cuestiones que nos han planteado", dijo el viceministro a la agencia rusa Interfax, acerca del primer día de consultas en Damasco.

El viceministro ruso de Exteriores Serguéi Riabkov tiene previsto reunirse hoy con el presidente Bachar Al Asad, en Damasco, donde ayer instó al régimen sirio a presentar la información sobre su arsenal químico, como prevé el plan ruso-estadounidense para la eliminación de estas armas de Siria.

"Le hemos explicado a la parte siria detalles de los acuerdos alcanzados por los ministros de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, y estadounidense, John Kerry, en Ginebra, y hemos respondido a algunas cuestiones que nos han planteado", dijo el viceministro a la agencia rusa Interfax, acerca del primer día de consultas en Damasco.

"Les hemos instado, especialmente, a que presenten, de modo puntual y estricto, todos los datos relativos a su arsenal de armas químicas a la Organización para la Prohibición de Armas Químicas, y hemos subrayado el papel central que este aspecto tiene en el proceso para el desmantelamiento de estas armas de Siria", agregó.

Según Riabkov, el primer día ayer de las negociaciones entre los expertos del Ministerio de Exteriores ruso y las autoridades sirias, encabezadas por su canciller, Walid al Mualem, fue "productivo".

El viceministro ruso dijo que hoy, miércoles, mantendrán "las reuniones más importantes" en la capital siria.

El embajador sirio en Moscú, Riad Haddad, adelantó que Riabkov se entrevistará con el presidente Al Asad.

Desde Damasco, la agencia de noticias oficial siria, Sana, no confirmó si el responsable ruso se reunirá con Al Asad, aunque informó hoy de la reunión del martes con Al Mualem.

Durante dicho encuentro, Al Mualem hizo hincapié en la confianza mutua que existe entre su país y Rusia, y destacó los esfuerzos que se están ejerciendo para afrontar las "tramas" que existen contra Siria y su pueblo, según Sana.

Por su parte, Riabkov reiteró la posición rusa de que los intentos de los países occidentales de que se adopte una resolución en el Consejo de Seguridad basada en el capítulo VII de la Carta de Naciones Unidas carecen de fundamento.

"Nuestros socios occidentales, incluidos EEUU, Francia, Reino Unido, así como la Secretaría General de la ONU no tienen fundamentos para hablar acerca de la adopción de una resolución en el Consejo de Seguridad referida al capítulo VII", aseguró Riabkov, de acuerdo a Interfax.

"Solo pueden surgir -siguió-, estos fundamentos si el Consejo de Seguridad constata casos, o algún caso, de incumplimiento de las obligaciones asumidas en el régimen de la Convención sobre Armas Químicas", afirmó Riabkov.

Rusia mantiene que no fue el régimen de Bachar Al Asad el que empleó armas químicas el 21 de agosto en Guta, cerca de Damasco, donde murieron más de 1.400 personas.

El capítulo VII de la Carta de la ONU contempla la imposición de sanciones y operaciones militares para frenar la violencia en caso de amenazas a la paz o actos de agresión.