Tokio ganó porque tenía sólo un hándicap, Fukushima, según la prensa rusa

Tokio se ganó el derecho a organizar los Juegos Olímpicos de 2020 porque sólo tenía un hándicap, las secuelas del accidente en la central nuclear de Fukushima, según opina hoy la prensa rusa.

Tokio se ganó el derecho a organizar los Juegos Olímpicos de 2020 porque sólo tenía un hándicap, las secuelas del accidente en la central nuclear de Fukushima, según opina hoy la prensa rusa.

"Tokio sólo tenía un evidente aspecto negativo Fukushima. Debido al accidente, en 2011 ya tuvo que ser cancelado y trasladado a Moscú el Mundial de patinaje artístico", señala el diario digital Gazeta.ru.

La delegación japonesa intentó "tranquilizar a la opinión pública sobre que la radiación sólo afectó a una pequeña región que no representa una amenaza para el mundo y que se encuentra a bastante distancia de Tokio".

"En cambio, nadie pudo dar garantías de que un nuevo seísmo no cause una nueva catástrofe radiactiva", agrega el diario en su crónica de la votación celebrada en Buenos Aires.

Entre los aspectos positivos, destaca que Tokio cuenta con casi todas las instalaciones deportivas en las inmediaciones de la villa olímpica y dispone de las tecnologías más avanzadas y ecológicas en todos los ámbitos.

Mientras, Estambul se propuso como puente entre Oriente y Occidente, pero pesaron más asuntos políticos como sus malas relaciones con Grecia, Armenia e Israel, su vecindad con Siria y sus problemas con la minoría kurda.

Respecto a Madrid, según la prensa rusa, pagó un alto precio por su inestable situación económica, los altísimos índices de desempleo y la séptima deuda exterior en el mundo, pese a que el 80 % de las instalaciones ya están construidas y es una ciudad acostumbrada a recibir visitantes.

"Sin la seguridad de que dentro de siete años la economía se sostendrá por su propio pie, difícilmente le pueden encargar unas Olimpiadas. Precisamente, por la falta de garantías financieras, Roma retiró su candidatura y no llegó a Buenos Aires".

La prensa rusa recuerda que la final del Mundial de Fútbol que Japón y Corea del Sur organizaron conjuntamente en 2002 no se celebró en Tokio, sino en la ciudad de Yokohama, debido a la falta de espacio en la capital nipona para construir un estadio que cumpliera con los estándares de la FIFA.

Tanto Moscú como San Petersburgo fracasaron en los últimos años en sus intentos de acoger los Juegos Olímpicos de Verano, pero Sochi (mar Negro) albergará el próximo año los Juegos de Invierno y Rusia organizará por vez primera en 2018 la Copa Mundial de fútbol.