En Rusia no hay ni habrá recesión, asegura su ministro de Economía

El ministro ruso de Economía, Alexéi Uliukáyev, aseguró que en el país "no hay recesión ni la habrá" en un entrevista publicada hoy por el periódico "Kommersant", la primera que concede desde que asumió la titularidad de la cartera en junio pasado.

"No hay recesión ni la habrá. Estancamiento, seguramente, sería un término más apropiado", dijo Ulukáyev al referirse a los bajos ritmos de crecimiento de la economía del país, que atribuyó a factores institucionales, estructurales y macroeconómicos.

Según las primeras evaluaciones oficiales, en el segundo trimestre el Producto Interior Bruto (PIB) de Rusia creció el 1,2 por ciento, en comparación con el mismo periodo de 2012, cifra inferior a la esperada por el Ministerio de Economía, que prevé para este año un crecimiento del PIB del 2,4 por ciento.

Las autoridades rusas no excluyen que estas previsiones, así como las del próximo trienio, sean revisadas a la baja.

"Posiblemente tendremos que hacer una evaluación más conservadora de los futuros ritmos de crecimiento económico, que tenga en cuenta las perspectivas de crecimiento global y nuestra competitividad", dijo el ministro de Economía.

Uliukáyev explicó que la economía rusa soporta el peso de elevados gastos dictados por una serie de compromisos que son difíciles de soslayar.

En particular, recalcó que Rusia es un país de ingresos medios que tiene un volumen de obligaciones sociales mayor que el que comúnmente tienen los Estados con ingresos medios.

En esta situación, agregó el titular de Economía, la demanda interna y las exportaciones son las garantías contra la recesión.

"Las exportaciones de Rusia ya no son en sí mismas un poderoso motor del crecimiento económico, pero son perfectamente capaces de proporcionar durante muchos años tasas de crecimiento económico bajas, pero positivas", subrayó.

Uliukáyev opinó que la matriz social y estructural de Rusia le permite mantener un ritmo de crecimiento anual del orden de 3 por ciento, similar a la media que se espera de la economía mundial.

"Sin cambios importantes en el medio institucional difícilmente podremos crecer mucho más que la media del resto del mundo", indicó.

El anterior ministro ruso de Economía, Alexéi Beloúsov, advirtió poco antes de ser relevado del cargo de que Rusia podría entrar en recesión antes de fines de año si no se adoptaban medidas para estimular la economía.