La UE afirma que condena a Navalni pone en duda Estado de Derecho de Rusia

La jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, afirmó hoy que la condena a cinco años de cárcel del dirigente opositor Alexéi Navalni pese a que los cargos en su contra "no fueron probados" durante el juicio "plantea dudas" sobre el estado de derecho de Rusia.

La jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, afirmó hoy que la condena a cinco años de cárcel del dirigente opositor Alexéi Navalni pese a que los cargos en su contra "no fueron probados" durante el juicio "plantea dudas" sobre el estado de derecho de Rusia.

"Este resultado, dadas las deficiencias del procedimiento, plantean serias dudas sobre la situación del estado de derecho en Rusia", dijo Ahston en un comunicado, en el que también expresó su deseo de que "esta sentencia sea reconsiderada en el proceso de recurso".

Ashton mostró su "preocupación" ante la condena contra el candidato a la alcaldía de Moscú, quien además es un destacado activista contra la corrupción, así como el fallo contra el otro acusado, Piotr Ofitsérov, considerado cómplice del delito.

"Los cargos en su contra no han sido corroborados durante el juicio", aseguró la alta representante de la política exterior de la Unión Europea (UE).

"La sociedad civil tiene un papel vital que desempeñar en la denuncia de irregularidades y la defensa de los derechos humanos, y no debe ser reprimida", dijo Ashton.

Navalni fue condenado hoy a cinco años de prisión tras ser declarado culpable de robo y fraude por un tribunal de Kírov, ciudad rusa situada a uno 900 kilómetros al este de Moscú.

Navalni, que participó en la organización en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la URSS, es considerado uno de los mayores enemigos del presidente ruso, Vladímir Putin.

La condena de Navalni, abogado de formación y popular bloguero que ha denunciado en reiteradas ocasiones la corrupción en la administración pública rusa, fue criticada por numerosos políticos opositores, activistas de derechos humanos, escritores, comentaristas políticos y antiguos ministros.

Varios grupos en defensa de los derechos humanos han mostrado su rechazo al fallo contra el opositor, al que consideran un preso político.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.