Acusan de corrupción a alcalde opositor de importante ciudad rusa

El alcalde de la ciudad rusa de Yaroslavl, el opositor Yevgueni Urlashov, fue acusado hoy formalmente por el Comité de Instrucción (CI) de extorsión y aceptar sobornos, cargos de los que se declaró inocente.

"La investigación avanza a marchas forzadas. Incluye registros que han llevado a la incautación de un total de 35 millones de rublos (más de un millón de dólares) en efectivo que probablemente pertenecen a Urlashov", afirmó Vladímir Markin, portavoz del CI.

Markin añadió que "previsiblemente, ésta no es la única actividad criminal en la que está implicado el alcalde de Yaroslavl", urbe industrial situada 250 kilómetros al noreste de Moscú, informan las agencias locales.

Urlashov, el único opositor que gobierna en una gran ciudad rusa, denuncia que las acusaciones está motivadas por razones políticas y se niega a colaborar con la investigación.

El multimillonario Mijaíl Prójorov, candidato en las últimas elecciones presidenciales, intercedió hoy en favor del alcalde, quien debía liderar las listas de su partido en las elecciones municipales, y ofreció pagar la fianza para que sea puesto en libertad.

Mientras un centenar de personas se manifestaron en Yaroslavl para defender la inocencia del alcalde, el partido del Kremlin, Rusia Unida, declaró que los cargos presentados son suficiente motivo para su detención preventiva.

En las elecciones de abril de 2012, en las que participó como candidato independiente, el abogado Urlashov se impuso por abrumadora mayoría al abanderado de Rusia Unida, Yákov Yakúshev, con un programa basado en la lucha contra la corrupción.

Tras tomar posesión, el nuevo alcalde relevó prácticamente todos los altos cargos del ayuntamiento de Yaroslavl, ciudad de casi 600.000 habitantes.