Moldavia estrena un nuevo Gobierno presidido por Yuri Lianke

Moldavia tiene un nuevo Gobierno presidido por Yuri Lianke, ex ministro de Asuntos Exteriores, después de que el Parlamento del país diera anoche su apoyo al Ejecutivo formado por la Coalición de Gobierno Proeuropeo (CGP), integrada por tres partidos.

El nuevo Gobierno, integrado por los mismos partidos que el anterior de la Alianza por la Integración Europea (AIE), inoperante desde el pasado mes de febrero, fue apoyado por 58 de los 101 diputados, según publicaron hoy medios locales.

La nueva coalición, que rubricó un pacto de Gobierno horas antes de la votación, está integrada por el Partido Liberal Democrático (PLD), que cuenta con la mayoría de escaños (31); el Partido Democrático (PD), con 15 escaños, y siete diputados del Partido Liberal (PL).

La principal diferencia con la AIE, que dirigía Moldavia desde 2009, es el cambio de primer ministro después de que el líder del PL, Mijái Ghimpu, y otros cuatro diputados de ese partido se negaran a apoyar al anterior jefe de Gobierno, Vlad Filat, quién rompió la alianza en febrero al anunciar que su partido, el PLD, abandonaba el pacto.

El Gobierno estrena apenas cinco nuevos ministros, mientras que el resto hereda las carteras que ya tenían en el Ejecutivo de Filat.

Se suman al Ejecutivo la nueva titular de Exteriores e Integración Europea, Natalia Gherman; la viceprimer ministra de Asuntos Sociales, Tatiana Poting; el ministro de Transportes, Vasile Botnaru; la ministra de Cultura, Mónica Babuc, y el ministro de Juventud y Deportes, Octavián Bodisteanu.

Mantienen sus carteras los titulares de Economía, Valeriu Lazar; Reintegración, Eugen Carpov; Finanzas, Veaceslav Negruta; Justicia, Oleg Efrim; Defensa, Vitalie Mereuta; Agricultura, Vasile Bumacov; Desarrollo regional y Obras Públicas, Marcel Raducan; Ecología, Gheorghe Salaru, e Información y Comunicación, Pavel Filip.

El Ejecutivo de Lianke, que proclamó como programa la integración europea y la continuación de los proyectos del anterior Gobierno, fue apoyado además por cinco diputados independientes, entre ellos una parlamentaria del Partido Socialista, Verónica Abramchuk, que se negó a seguir la disciplina de su formación.

El programa de Gobierno, titulado "Integración europea: Libertad, Democracia y Bienestar", tiene una vigencia de un año y medio, hasta las próximas elecciones parlamentarias.

La coalición CGP se compromete mediante el programa a hacer irreversible la integración del país en la Unión Europea, además de dirigir todos sus esfuerzos a la firma de un Acuerdo de Asociación con los Veintisiete y un tratado de libre comercio con los países europeos.

El nuevo primer ministro moldavo tiene 49 años y es diplomático de carrera, licenciado por el Instituto Estatal de las Relaciones Internacionales de Moscú, la más prestigiosa escuela superior diplomática de la extinta Unión Soviética y también del actual espacio postsoviético.

Lianke empezó su carrera en el Ministerio soviético de Asuntos Exteriores para pasar en 1992, tras la desintegración de la URSS, a la cancillería de Moldavia.

Viceministro de Exteriores entre 1998 y 2001, se retiró de la política tras la llegada al poder de los comunistas moldavos, aunque volvió sobre sus pasos en 2009, año en que fue elegido diputado por el PDL y en que también asumió el cargo de ministro de Exteriores.