Rusia lamenta que oposición siria no confirme su participación en conferencia

El ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, lamentó hoy que la oposición siria no confirmara en su reunión de Madrid su participación en la conferencia internacional para el arreglo del conflicto en Siria propuesta por Rusia y EEUU.

"Por ahora, las noticias no son halagüeñas (...), ya que durante la reunión de parte de la oposición siria en Madrid no se tomó ninguna decisión sobre su participación en las negociaciones sin condiciones previas", afirmó Lavrov, citado por las agencias locales.

El jefe de la diplomacia rusa, que realizó estas declaraciones al comienzo de la reunión con el viceministro de Asuntos Exteriores de Siria, Faisal al Miqad, expresó su confianza en que los diferentes grupos opositores sirios muestren una actitud constructiva.

Lavrov destacó que Rusia mantiene un estrecho contacto con los países que tienen ascendencia sobre los rebeldes y espera que ejerzan esa influencia para poner fin al conflicto.

Al mismo tiempo, tachó el reciente secuestro del padre de Miqad de intento de frustrar la pequeña esperanza de progreso sobre un posible arreglo político del conflicto que ha surgido con la iniciativa de la conferencia.

"Este es un acto inaceptable por parte de los opositores armados. Fuera ese su deseo y objetivo o no, el caso es que ha contribuido a obstruir los esfuerzos para la convocatoria de la conferencia", subrayó.

Lavrov aseguró que, Rusia, "como país sinceramente interesado en el bienestar de Siria, no caerá en las provocaciones".

"Esperamos que los dirigentes sirios mantengan firme el rumbo actual hacia el arreglo político", agregó.

A su vez, subrayó que Rusia valora "la constructiva reacción de las autoridades sirias ante la propuesta (de una conferencia internacional) y consideramos importante que su visita permita abordar detalles concretos".

"La situación demanda un inmediato cese de las acciones militares y el comienzo del diálogo político. El objetivo de este evento estriba en que los mismos sirios se pongan de acuerdo sin injerencia exterior sobre cómo ven el futuro de su país", apuntó.

Durante su reunión en un hotel cerca de Madrid, dirigentes de la oposición del país árabe pidieron ayer la salida del líder sirio, Bachar al Asad, y plantearon un Gobierno de transición respaldado por la ONU.

Además, acordaron que será dentro de dos semanas en Estambul cuando la oposición unificada decidirá si acude o no a la conferencia internacional.

Lavrov subrayó esta semana la importancia de que la oposición siria cambie de postura, deje de "plantear cosas irreales" -como la renuncia de Asad- y participe en la conferencia sin condiciones previas.

El pasado 7 de mayo, el secretario de Estado norteamericano, John Kerry, aseguró en Moscú que la conferencia se basaría en el Comunicado de Ginebra, que propone un Gobierno de transición con representación del régimen y de los rebeldes, documento que sería una suerte de "hoja de ruta" para una nueva Siria sin violencia.EFE