Rusia considera obligatorio invitar a Irán a la conferencia sobre Siria

"No hay ninguna duda de que es obligatorio invitar a la conferencia, sin excepciones, a los vecinos de Siria, incluido Irán", dijo Serguéi Lavrov, ministro de Exteriores ruso, citado por las agencias locales.

Lavrov subrayó que, antes de hablar de fechas y plazos para la conferencia, es mucho más importante acordar el formato y los participantes que tomarán parte en la reunión, entre los que deben figurar varios países de Oriente Medio.

Estados Unidos y Francia se oponen abiertamente a la participación de Irán en la conferencia propuesta recientemente por Washington y Moscú, ya que acusan a Teherán de respaldar al régimen del presidente sirio, Bachar al Asad.

Por otra parte, subrayó la importancia de que la oposición siria cambie de postura y participe en la conferencia sin condiciones previas.

"Nuestros colegas, incluido los estadounidenses, se comprometieron a mantener contactos con la oposición para convencerles de que cambien de postura hacia las negociaciones y dejen de plantear cosas irreales", dijo.

Lavrov aludió indirectamente a la exigencia de la oposición armada de que Asad presente su dimisión antes de sentarse en la mesa de negociaciones.

Además, advirtió que Rusia se opone a que sean las grandes potencias y no los propios sirios quienes escriban el guión del arreglo político del conflicto.

El pasado 7 de mayo Lavrov y el secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, acordaron celebrar cuanto antes la conferencia, pero poco después Moscú advirtió de que primero hay que ponerse de acuerdo sobre la legitimidad de la oposición siria.

Kerry aseguró en Moscú que la conferencia se basaría en el Comunicado de Ginebra, que propone un Gobierno de transición con representación del régimen y de los rebeldes, documento que sería una suerte de "hoja de ruta" para una nueva Siria sin violencia.

Dirigentes de la oposición siria se reúnen hoy y mañana en Madrid para estudiar la propuesta de la conferencia internacional y las posibilidades de un arreglo para poner fin a un conflicto que dura ya más de dos años y que ha causado más de 70.000 muertos.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.