Los misiles contra un avión ruso en Siria explotaron a 600 metros de éste

"El avión se hallaba a una altura de 9.800 metros, mientras que el primer cohete explotó a una altura de 9.200 metros y el segundo a 8.900 metros", explicó la fuente a la agencia Interfax.

Los dos misiles tierra-aire disparados ayer contra un avión de pasajeros ruso que sobrevolaba Siria explotaron a menos de un kilómetro del aparato, reveló hoy una fuente de las fuerzas de seguridad rusas.

"El avión se hallaba a una altura de 9.800 metros, mientras que el primer cohete explotó a una altura de 9.200 metros y el segundo a 8.900 metros", explicó la fuente a la agencia Interfax.

Tras el lanzamiento de los cohetes, la torre de control siria permitió al aparato ascender inmediatamente otros mil metros, lo que evitó que el avión sufriera daños por la metralla de los misiles, agregó.

La agencia federal de aviación rusa, Rosaviatsia, recomendó hoy prohibir las compañías aéreas rusas sobrevolar territorios donde hay combates.

La Cancillería ha tomado medidas urgentes para aclarar el incidente, para lo que se ha puesto en contacto con las autoridades sirias, aunque nada ha trascendido de momento sobre los responsables del ataque.

El avión A-320 de la aerolínea NordWind Airlines atacado, con 159 pasajeros a bordo, volaba procedente del popular balneario egipcio de Sharm el Sheikh con destino a Kazán, capital de la república rusa de Tatarstán.

Al aterrizar en su destino, los técnicos rusos certificaron que el avión no había sufrido daño alguno

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.