Rusia teme que un fallo técnico o humano precipite hostilidades en Corea

"No creo que ninguna de las partes desate a conciencia las acciones militares. Pero en las circunstancias actuales es suficiente un simple error humano o fallo técnico para que se pierda el control de la situación", subrayó el diplomático ruso a la agencia Interfax.

Cualquier fallo técnico o humano podría precipitar hostilidades en la península de Corea, advirtió hoy el viceministro de Asuntos Exteriores ruso, Ígor Morgúlov.

"No creo que ninguna de las partes desate a conciencia las acciones militares. Pero en las circunstancias actuales es suficiente un simple error humano o fallo técnico para que se pierda el control de la situación", subrayó el diplomático ruso a la agencia Interfax.

Morgúlov reiteró que la escalada del conflicto "no deja de preocupar a Rusia, dado que se trata de una situación explosiva en las inmediaciones de nuestra frontera en el Lejano Oriente".

"Llamamos a todas las partes a abstenerse de declaraciones o acciones susceptibles de tensar aún más la situación", agregó.

Morgúlov recalcó que Rusia "está en permanente contacto con los miembros del proceso negociador a seis bandas", en el marco de las cuales estuvieron recientemente en Moscú "los jefes de las delegaciones estadounidense y china".

El ministro recordó que Pionyang se tomó muy mal las nuevas sanciones contra el régimen comunista aprobadas a finales de enero por la ONU, tras lo cual realizó nuevas pruebas nucleares y amenazó con acciones militares a Seúl y Washington, hasta declarar el "estado de guerra" con sus vecinos del sur hace cuatro días.

"Al mismo tiempo, la península coreana es sobrevolada desde el Sur por bombarderos estadounidenses y continúan las maniobras militares conjuntas en el marco de la cooperación entre Estados Unidos y la República de Corea", dijo el viceministro ruso.