Detienen a casi 90 personas que protestaban por asesinato en el sur de Rusia

Los manifestantes fueron detenidos antes de que pudieran celebrar el mitin de protesta que habían convocado en la localidad de Nevinnomissk, pero que no llegó a recibir la autorización del ayuntamiento, según las agencias locales.

La policía, que durante las detenciones se incautó de dos pistolas traumáticas y un arma blanca, ha incoado procesos administrativos contra más de una veintena de manifestantes.

Los organizadores de la manifestación, una de las muchas acciones de protesta de las últimas semanas, mantienen que el asesinato fue cometido por motivos de odio étnico, lo que niegan los investigadores.

El pasado 22 de diciembre otras 37 personas ya fueron detenidas por las fuerzas de orden público en otra protesta que tampoco había recibido autorización oficial.

El presunto asesino, Visjan Akáev, que se dio a la fuga tras asesinar a un hombre de 25 años al asestarle varias puñaladas, se encuentra en búsqueda y captura.

Stávropol es habitual escenario de enfrentamientos entre representantes de la mayoría rusa y de la minoría procedente del Cáucaso Norte, a la que los primeros acusan de ser culpable del aumento de la delincuencia y del tráfico de drogas.

El gobernador de la región vecina de Krasnodar propuso el pasado año limitar la llegada de inmigrantes procedentes del Cáucaso, a los que criticó por empecinarse en mantener a toda costa sus tradiciones, sin adaptarse a los costumbres locales.

Esta propuesta le valió duras críticas de los defensores de los derechos humanos, que le acusaron de llamar a desobedecer la Constitución