Las vanguardias inspiran a las marcas más famosas

El Museo Judío y el Centro de Tolerancia de Moscú presenta la exposición “Efecto del tiempo: la influencia de la vanguardia rusa sobre la moda actual”. / Valentino, primavera-verano de 2016; Liubov Popova, Arquitectura pictórica, 1917.

El Museo Judío y el Centro de Tolerancia de Moscú presenta la exposición “Efecto del tiempo: la influencia de la vanguardia rusa sobre la moda actual”. / Valentino, primavera-verano de 2016; Liubov Popova, Arquitectura pictórica, 1917.

Ksenia Isaeva
¿Sabías que marcas como Prada, Loewe o Valentino se han basado en obras de artistas rusos de hace un siglo?
Las obras maestras de los vanguardistas rusos se asemejas a piezas elaboradas por las casas de moda más influyentes, como Prada, Valentino, Loewe, Marni, Celine, Diana von Furstenberg o la rusa Walk of Shame. / J. W. Anderson, Colección para un viaje en crucero de 2016; Olga Rosánova, Composición abstracta, 1916.
Un siglo separa a las obras de arte de la ropa, pero los motivos vanguardistas empleados en los tejidos se ven modernos y sublimes. / Tata Naka, primavera-verano de 2016; Ksenia Ender, Dinámica de esferas geométricas, 1918.
La exposición vincula más de 100 piezas de moda de reconocidos diseñadores contemporáneos, con pinturas, obras gráficas, porcelana y otros trabajos de los artistas más importantes de la vanguardia rusa, proporcionados por el museo y colecciones privadas. / Prada, primavera-verano, 2014; Aristarkh Lentulov, Retrato de dos niñas, 1911.
Desde los años 60 los diseñadores mostraban su asombro por la simplicidad gráfica de la vanguardia. Se tomabas prestadas las formas geométricas y abstractas, tan habituales para el movimiento, así como los diseños en dos dimensiones y con múltiples perspectivas. / Walk of Shame, otoño-invierno de 2016-2017; Iliá Chashnik, dibujo decorativo, años 1920.
La exposición muestra diseños de algunas casas de moda que utilizar colores, patrones y formas de pintores vanguardistas. / Chloe, otoño-invierno de 2015-2016; Aristarkh Lentulov, Retrato de M. P. Lentulova con rosas, 1913.
Las artes figurativas siempre han servido como una buena herramienta para estudiar la historia de la moda. La pintura, las artes gráficas y la fotografía son herramientas que ayudan a comprender la evolución de la vestimenta a lo largo de diferentes épocas. / Loewe, primavera-verano de 2016; Liubov Popova, Arquitectura pictórica, 1916-1917.
La exposición está abierta al público hasta el 4 de septiembre de 2016, en el Museo Judío y el Centro de Tolerancia (Moscú, la calle Obraztsova, 11/1A).  / Junya Watanabe, primavera-verano de 2015; Liubov Popova, 1918.
Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies