Moscú en un futuro imaginado por los soñadores del siglo pasado

Hace ciento un años (1914), en vísperas de la Primera Guerra Mundial, la empresa confitera Tovarishestvo Einem expidió una serie de postales bajo el título 'Moscú en el futuro'. Más tarde, en 1922, la compañía pasó a llamarse Krasni Oktiabr (Octubre rojo) y se convirtió en la fábrica de chocolates más famosa de Rusia. “La Plaza Roja. El ruido de unas alas, el repique de los tranvías, los timbres de las bicicletas y las bocinas de los coches, el rugido de los motores y el clamor de una multitud. El monumento a Minin y Pozharski (quien dirigió al ejército ruso contra los invasores polacos en 1611-1612) aún se erige en la Plaza Roja. Un agente de policía espera con un sable en el centro de la plaza. Así será la realidad en 200 años”.
Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies