EE UU entregará a Rusia documentos históricos robados

Documento secreto en un archivo.

Documento secreto en un archivo.

Shutterstock/Legion Media
La ceremonia muestra que ambos países colaboran en el ámbito legal, declaran diplomáticos estadounidenses.

El próximo 3 de marzo, en la residencia del embajador de EE UU en Moscú tendrá lugar un encuentro en el que los EE UU devolverán 28 documentos históricos de los siglos XVIII-XX al gobierno ruso, que habían sido robados de los archivos rusos en los en los años 90 y 2000 y vendidos después en subastas, galerías de arte y colecciones privadas.

John Tefft, el embajador de EE UU en Rusia dirigirá la ceremonia de entrega, en la que también habrá representantes del departamento de Seguridad Nacional de EE UU, miembros del Ministerio de Cultura de Rusia y destacadas figuras del mundo cultural, así como historiadores.

Se trata del sexto evento de este tipo. Entre los documentos más destacados se encuentran:

-4 decretos imperiales de l Ministerio de Cultura de Rusia, procedentes de Leonard Auction (diciembre de 2011). Los documentos fueron robados del Archivo Histórico de Rusia y fueron trasladados ilegalemente a los EE UU.

- 17 dibujos del arquitecto Yakov Chérnijov, robados entre 2003-2006 del Archivo Estatal Ruso de Literatura y Arte y encontrado por las autoridades estadounidenses en un mercado de antigüedades del país.

- Un decreto para el Comisario Popular de Defensa de la URSS firmado por Stalin el 14 de marzo de 1944. Se vendió en una subasta en Los Ángeles y el documento se extrajo del Archivo Militar Estatal de Rusia en Moscú.

Según el portavoz de la embajada de EE UU, William Stevens, este tipo de eventos muestran que a pesar del enfrentamiento político continúa la cooperación entre ambos países en determinadas cuestiones prácticas.

"Las autoridades rusas se quejan de que los EE UU implementan sus leyes fuera de su territorio, pero en este caso las implementamos en territorio ruso", explicó Stevens. "El gobierno ruso nos presentó una serie de artículos que habían salido del país ilegalmente y habían llegado a EE UU y nosotros los ayudamos a recuperar ese material robado".

Según la tradición, la ceremonia para devolver artículos culturales de valor se celebra cada un año o dos con la participación de los medios locales. Las última tuvo lugar en junio de 2013 en la Residencia Spaso, lugar donde se aloja el embajador de los EE UU. El antiguo embajador, Michael McFaul, entregó al director del Archivo Ruso, Andréi Artizov ocho documentos qye habían sido extraídos de manera ilegal y llevados a los EE UU.

Arículo abreviado, publicado originalmente en Kommersant

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.