Los BRICS se consolidan en la cumbre de Ufá

Fuente: Photoshot / Vostock-photo

Fuente: Photoshot / Vostock-photo

En Ufá ha llegado a su fin la cumbre de los BRICS. Las opiniones de los expertos rusos sobre los resultados de este encuentro son muy distintas. Algunos de ellos opinan que el bloque compuesto por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica está pasando de ser un club parecido al G7 a una organización consolidada, mientras que otros aconsejan no apresurarse con este tipo de valoraciones.

La cumbre de los BRICS ha finalizado en la capital de Bashkiria. Según declaraba el presidente Vladímir Putin, los participantes de la cumbre han acordado coordinar estrechamente sus posturas respecto a cuestiones relacionadas con la política mundial. Según explicó, también se ha confirmado la disposición general para promover una activa reforma de la arquitectura financiera y económica mundial y ampliar el papel de los países emergentes en el FMI.

Según señalan los observadores, esta cumbre ha sido importante debido ante todo a que sus socios de los BRICS han apoyado a Moscú en la cuestión de las sanciones y han condenado este tipo de medidas tomadas por Occidente.

También han expresado su apoyo a la opinión rusa respecto a la regulación del conflicto ucraniano por la vía exclusivamente política y mediante el cumplimiento de los acuerdos de Minsk. 

Según subraya Gueorgui Toloraya, director del Comité Nacional de Investigación de los BRICS, la cumbre ha demostrado también la unidad de sus miembros sobre la resolución de otros conflictos regionales, lo cual ha puesto de manifiesto la importancia de los BRICS “como plataforma para debatir sobre cuestiones de seguridad y definir las perspectivas del desarrollo de la política mundial”.

¿Se convertirán los BRICS en un bloque consolidado?

El principal resultado de la cumbre, según los expertos, ha sido la puesta en marcha de mecanismos financieros como el Banco de Desarrollo de los BRICS y el Fondo de Reserva.

Según el director del Instituto de Problemas de la Globalización, Mijaíl Deliaguin, estas medidas marcarán la consecución de un nuevo nivel de calidad en la organización. “Hasta ahora, los BRICS eran un club parecido al G7, pero ahora que han logrado la creación de unas instituciones financieras similares al FMI y al Banco Mundial, se encuentran más cerca de convertirse en una auténtica organización”, declaraba Deliaguin a RBTH.

Al mismo tiempo, según señala el director del Instituto de Globalización y Movimientos Sociales, Borís Kagarlitski, la cumbre en Ufá da muestras de “un éxito relativo, un avance extremadamente lento”.

Sobre el Banco de Desarrollo de los BRICS el experto señala que esta institución podría comenzar a funcionar ahora mismo y, sin embargo, hasta el año que viene no financiará los primeros proyectos, según confirmaba el 9 de julio Vladímir Putin.

El analista opina que la causa de esta lentitud es la falta de una determinación entre los miembros de la asociación en cuanto al carácter y los objetivos de esta. “En mi opinión, no se ha acabado de decidir qué es lo que quieren [los BRICS]: un bloque consolidado y eficaz o simplemente establecer unas relaciones multilaterales entre ellos”, declara Kagarlitski a RBTH. Según el experto, el bloque tiene potencial para convertirse en una estructura muy potente, perfectamente capaz de competir con la UE.

Gueorgui Toloraya también subraya que el movimiento hacia la consolidación institucional de los BRICS avanza a un ritmo lento y prudencial. “No todos los países tienen deseos de crear determinados órganos supranacionales”, declara el experto a RBTH, señalando además la creación de un secretariado virtual de la asociación, para lo cual se ha acordado un memorándum en Ufá.

El experto subraya con especial énfasis que la propia demostración de la unidad entre los miembros respecto a importantes cuestiones globales, sobre todo dada la actual situación internacional en la que se encuentra Rusia y en parte China, puede considerarse como un gran logro.

El director del departamento económico de la fundación Instituto de Energía y Finanzas, Marsel Sálijov, ha señalado la importancia del lanzamiento del Banco de Desarrollo de los BRICS en el contexto de la actual confrontación con Occidente. Según el experto, ahora que las compañías rusas se ven privadas del capital occidental, la aparición de una fuente de financiación alternativa tendrá un impacto beneficioso para la economía rusa.

Además, el Banco de Desarrollo se convertirá en un importante mecanismo para atraer capital chino . Últimamente en Rusia se habla mucho de los recursos financieros de China, aunque por ahora no se percibe ningún flujo de inversión procedente de este país.

Según declaraba Vladímir Putin el 9 de julio, el Banco se dedicará a ofrecer créditos para proyectos conjuntos a gran escala de infraestructuras de transporte y energías, así como para el desarrollo industrial. El líder ruso señalaba que Rusia, en su condición de presidente de los BRICS, ha propuesto una hoja de ruta para la cooperación en materia de inversión. “Hemos consultado con nuestros círculos empresariales y ya hemos incluido en esta hoja de ruta unos 50 proyectos e iniciativas, entre ellas la propuesta de creación de una asociación energética, de un centro internacional de investigación en energías y de una unión de la industria de la fundición”, declaraba el presidente ruso.

¿Quiere recibir la información más destacada sobre Rusia en su correo electrónico? Suscríbase a nuestros boletines semanales y reciba cada viernes el material más interesante.

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies