“La UE es nuestro principal socio comercial, tenemos valores comunes y debemos volver a tener la agenda compartida”

Fuente: Embajada de Rusia en España.

Fuente: Embajada de Rusia en España.

El embajador de Rusia en España, Yuri Korchagin, conversa con RBTH acerca de las sanciones, las relaciones con la UE y la política exterior de Rusia.

Yuri Korchagin (Vorónezh, 1950), licenciado en Historia y Letras por la  Universidad Nacional de Amistad de los Pueblos en 1977, año en que ingresó en el servicio diplomático. Entre 2003 y 2004 fue embajador en Colombia y entre 2004 y 2009 en Argentina y Paraguay. Domina el español y el inglés. Está casado y tiene dos hijas

¿Cómo valora las relaciones actuales entre Rusia y los países occidentales? En muchos medios se habla de una “segunda guerra fría”, ¿qué opina usted?

Cuando se hace esta pregunta a los políticos occidentales declaran que no la hay, que no puede haberla. De alguna manera es cierto, la guerra fría fue una confrontación entre dos sistemas, dos visiones del mundo, y en la actualidad no hay esos postulados ideológicos. En Rusia existen todos los elementos de una democracia clásica: hemos desarrollado una economía de mercado, contamos con un sistema democrático, un parlamento y un presidente que eligen los ciudadanos... Sin embargo, paradójicamente, el conflicto continúa.

No lo hemos iniciado nosotros, hay actores políticos que erosionan conscientemente unas relaciones construidas por sus antecesores no en décadas, sino a lo largo de los siglos. Sospecho que una de las razones para la pérdida de popularidad de los políticos occidentales es el deterioro de las relaciones con Rusia.

En lo que respecta a las sanciones, España no está a favor de que se amplíen pero tampoco se opone abiertamente, como Grecia, por ejemplo.

Valoramos altamente la posición de España pero, al mismo tiempo, somos realistas. Entendemos que es un activo e importante miembro de la UE y la OTAN y que asume las decisiones que se toman en el marco de estas estructuras.

En lo que respecta a las sanciones, hay que evaluar cuáles son las consecuencias para cada país europeo. La UE ha impuesto sanciones contra Rusia y por eso nuestro volumen comercial con los países de la UE se ha reducido, pero el comercio entre Rusia y EE UU ha crecido. Me parece que esto es una señal para los políticos europeos.

No hay duda de que España es uno de los perjudicados. Los exportadores de alimentos españoles pierden cientos de millones de euros a causa de las sanciones de la UE y contrasanciones de Rusia. Y no solo España, también Grecia e Italia y otros. Entonces, ¿quién las necesita? Antes de tomar estas decisiones hay que pronosticar y considerar cuáles van a ser las consecuencias y si van a perjudicar al que las toma.

¿Qué opina la sociedad española respecto a las sanciones contra Rusia?

Pues yo hablo mucho con la gente. Todos los políticos, funcionarios, miembros de la sociedad civil, académica con los que  conversé creen que son un error. Nadie me ha dicho nada positivo. Es que, en realidad, ¿qué son las sanciones? En última instancia son un intento por perjudicar la economía de Rusia y consecuentemente empeorar la vida de la gente corriente. ¿Se está intentando perjudicar a la clase creciente media?¿Para qué?

Con el enfriamiento de las relaciones con Occidente, ¿busca Rusia nuevos socios en América Latina?

La UE es nuestro principal socio comercial y compartimos el mismo espacio geográfico. La UE siempre ha sido un partner importantísimo y no solo por el comercio bilateral, - por tradiciones políticas, culturales, por no hablar del turismo y de los muchos ciudadanos rusos que escogieron vivir en los países de la UE.

Si hablamos concretamente de América Latina, la pregunta está formulada como si quisiéramos mejorar las relaciones con esta a causa de la situación actual, pero estas relaciones se dan desde hace mucho tiempo. Tenemos relaciones con todos 33 países de America Latina y el Caribe, con algunos desde hace más de 150 años. También tenemos muy buenas relaciones con las estructuras supraestatales de integración como Mercosur o ALBA o CELAC.

Crece el comercio y las relaciones políticas son excelentes, como muestran las recientes visitas de Cristina Fernández a Moscú, la del ministro chileno de Asuntos Exteriores Heraldo Muñoz y la que Putin realizó a la región el pasado verano. Nuestras relaciones con América Latina son antiguas, sólidas y de beneficio mutuo.

¿Qué opina sobre el supuesto acercamiento a China y Asia?

Rusia tiene intereses y contactos de todo tipo y en todo el mundo. No sorprende entonces que establezcamos lazos más profundos con los países que muestran simpatía, algunos de estos formatos son multilaterales y no formales, como puede ser el grupo BRICS.

El acercamiento a China es algo normal. Desde hace años politólogos, diplomáticos y políticos hablan de un desplazamiento del poder hacia Asia-Pacífico. No diría entonces que el acercamiento de Rusia se deba al enfriamiento de las relaciones con Occidente. Además, la República Popular de China es nuestro socio estratégico y valoramos muy altamente nuestra profunda amistad.

Aunque también es cierto que las relaciones internacionales no se dan en el vacío. Los procesos de acercamiento a una parte pueden acelerarse cuando se hay más distancia respecto a otra parte.

¿Cómo cree que podrían mejorarse las relaciones entre Rusia y la UE?

 Citaría al ministro Serguéi Lavrov, que dijo que nosotros no fuimos los que comenzamos a empeorar las relaciones. Se nos impusieron unas sanciones ilegítimas, así que Rusia no va pedir nada y los propios impulsores tienen que tomar decisiones al respecto.

 Posiblemente la salida sea pensar de manera crítica cuáles han sido los errores cometidos en la intención de castigar y aislar a Rusia y esforzarse para que las relaciones vuelvan al nivel de desarrollo anterior y haya objetivos comunes.

 En cuanto a la inversión rusa en España, ¿ha crecido en los últimos años? ¿Cómo influye la situación actual?

Lo cierto es que ha disminuido, aunque hay que reconocer que no ha sido grande en términos anuales. Si en 2013 el volumen estimado de las inversiones era de 38 millones de euros, en 2014 fue de 30 millones. Y claro, la situación actual no ayuda a atraer más inversiones.

En 2013 más de 1,5 millones de turistas rusos visitaron España, uno de los principales destinos europeos para nuestros viajeros. Gastaron más de 2.000 millones de euros, ya que como es bien sabido, el turista ruso gasta mucho más que el europeo promedio.

Cuando se impusieron las sanciones y se deterioraron las relaciones entre Rusia y UE, el volumen de turistas bajó y con ello la inversión rusa en España.

Al mismo tiempo, la situación actual ha influido en el mercado inmobiliario, que junto con el turismo, es el principal sector de inversión. Ahora los rusos tienen dudas a comprar y muchas veces están relacionados con los visados. Desde luego, el turismo y el mercado inmobiliario han sufrido a causa de la situación actual.

Hace poco hubo secongelaron las cuentas bancarias de ciudadanos rusos en España. ¿Se registró alguna incidencia en la embajada?

Nos enteramos de esta situación hace un mes y medio a través de los medios rusos. No se registró ningún incidente. Cuando empezamos a investigarlo, nos dimos cuenta de que esta situación concierne a todos los residentes de España, no solo los rusos sino a los de cualquier nacionalidad. Según la legislación española cualquier persona que tiene la residencia o la ciudadanía debe aportar una documentación clara y transparente sobre sus cuentas bancarias y sus pagos a Hacienda.

¿Cuáles son los principales cambios que ha habido en Rusia a lo largo de este último año?

La consolidación de la sociedad rusa. La recuperación de Crimea según el principio de autodeterminación de su pueblo. Hay que recordar que este territorio tradicionalmente siempre ha sido ruso.

La toma de conciencia de que contamos con todos los recursos necesarios, sean económicos, humanos u otros para la sustitución de importaciones. Se podría decir que, de alguna manera, las sanciones también tuvieron un impacto positivo ya que nos ayudaron a entender estas cosas.

A finales de abril en Moscú se inauguró el Año del español en Rusia y del ruso en España.¿Cuáles son sus expectativas al respecto? Y, ¿qué eventos están programados?

En Rusia hay mucha gente aprendiendo español. Yo tengo dos hijas y ambas lo hablan. A su vez, nosotros también estamos promocionando el idioma ruso en España. Por lo que el Año Dual es un acontecimiento muy importante para ambos países.

El 25 de mayo una delegación rusa llegará a España para la inauguración oficial en Madrid. Posteriormente harán una “expedición cultural” por siete ciudades españolas: un grupo de artistas, profesores e historiadores rusos ofrecerán conferencias, conciertos e impartirán diferentes talleres.

En otoño llegará a Madrid la exposición “La imagen de la palabra en la vanguardia rusa” que contará con nombres tan conocidos de la vanguardia rusa como Filónov, Burliuk, Maiakovski y muchos más.

Además, en septiembre Granada acogerá el congreso de rusistas de todo el mundo, MAPRYAL, y esta ciudad se convertirá en la capital del ruso por unos días. 

Y la útima pregunta, relacionada con el Día de la Victoria, ¿considera que en España, al igual que en otros países europeos se minusvalora la victoria rusa?

Cuando episódicamente encuentro un artículo cuyo autor, quizás por falta de información, expone hechos históricos conocidos en una forma dudosa siempre recuerdo que España es un país que superó un periodo muy duro durante y tras la Guerra Civil, posteriormente la Transición le ayudó a establecer una estrategia correcta respecto a su propia historia y sus necesidades. En mi opinión, los españoles tienen una especie de resistencia a los intentos por deformar la historia y no he visto aquí ningún intento de tergiversar lo que ocurrió en la Segunda Guerra Mundial.

Lea más: “Son muchas más las cosas que nos unen que las que nos separan”>>>

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies