Ucrania se encuentra en fase de construcción de un Estado nacional

Las elecciones parlamentarias ucrania han Ucrania han dado la victoria a los partidos partidarios de un acercamiento a la UE. Fuente: Reuters.

Las elecciones parlamentarias ucrania han Ucrania han dado la victoria a los partidos partidarios de un acercamiento a la UE. Fuente: Reuters.

Recientemente se han celebrado elecciones parlamentarias en Ucrania. Los partidos que proponen distanciarse de Rusia han obtenido mayor representación, lo que augura un mayor distanciamiento.

Ocho meses después del destronamiento del presidente Víctor Yanukóvich en Ucrania ha concluido el proceso de cambio de poder. En el próximo medio año se verá hasta qué punto será estable la nueva configuración del poder, que a juzgar por los resultados de las elecciones será muy compleja. De momento se pueden sacar conclusiones preliminares. ¿Hay algún objetivo para el que valía la pena pasar por todo lo que se ha pasado?

Dejando de lado el aspecto geopolítico, en Ucrania se está llevando a cabo otra tentativa de construcción del Estado nacional. El modelo de Ucrania de los años 1991-2014 fue un paso intermedio. De un lado, se trata de un gran país europeo con sus ambiciones propias. Del otro, un país no del todo independiente y subordinado a los virajes de las relaciones entre Rusia y Occidente. Dependiendo de la coyuntura, la sociedad ponía énfasis en su distanciamiento de Rusia, o bien al contrario, subrayaba la indisolubilidad de sus relaciones con Rusia.

Ucrania ha sabido navegar por las olas postsoviéticas mientras se ha podido jugar a medias tintas, sin elegir definitivamente nada. La exigencia de determinarse ha hecho volver a Kiev a los orígenes. La identidad nacional no se ha formado en casi medio siglo pero si en ella ya no se puede continuar.

Una dura confrontación con Rusia es la forma más fácil, y probablemente inevitable, con la que Ucrania puede intentar identificarse a sí misma. Dos pueblos demasiado cercanos para que su deslinde se produzca de una forma rodada y sin dificultades. En primer lugar, toca cortar por lo sano; en segundo lugar, hay que imponer de forma consciente a la sociedad un surtido de argumentos que no dejen ninguna posibilidad para las relaciones anteriores. La guerra es un instrumento ideal que divide de una manera muy efectiva a la gente que hasta hace poco no podía imaginarse esta ruptura.

Si Ucrania se llega a realizar como un estado nacional se apoyará en un fundamento antirruso. Sin embargo, el interrogante que queda abierto es en el marco de qué fronteras es realizable esta nueva estatalidad y qué pasará con los territorios que no se inscriban en ella.

 

El Frente Popular del primer ministro Arseni Yatseniuk lidera los comicios. También accederán al parlamento el Bloque de Petró Poroshenko, Autoayuda del alcalde de Lvov, Andrei Sadovi, el Partido Radical de Oleg Lyashko y Batkivshchyna de la exprimera ministra Yulia Timoshenko. El resto de formaciones no superaría la barrera del 5% necesaria para entrar al parlamento. En los comicios participó el 52,45% del electorado, una cifra inferior a las elecciones parlamentarias de 2012 y las presidenciales del pasado mayo.

 

Fiódor Lukiánov es presidente del Consejo de política exterior y de defensa de Rusia.

Artículo pulicado originalmente en ruso en Kommersant.

Lea más: La difícil situación política en Ucrania tras el cese de la violencia >>>