Los productos uruguayos y sus ventajas al exportar a Rusia

La carne tiene una reducción del 25 % en los aranceles. Fuente: Reuters

La carne tiene una reducción del 25 % en los aranceles. Fuente: Reuters

La carne bovina congelada constituyó el 65% de las exportaciones uruguayas a Rusia el año pasado.

Luego aparece con el 18% el sector Fabricación de sustancias, químicos y plásticos, otro sector atractivo para incrementar las ventas al mercado ruso, particularmente de sulfatos, preparaciones para lavar, insecticidas, artículos para envasado de plástico, láminas de plástico y caucho mezclado sin vulcanizar.
En tercer lugar está el segmento Cultivos en general, con el 12%, en el que se destacan: habas de soja, semillas de girasol y cítricos.

Posteriormente, con el 6% en cada caso, hay otros cuatro sectores: Fabricación de productos textiles y cueros; Fabricación de madera y productos; Pesca; y Vehículos automotores y otros tipos.

Finalmente, en materia de oportunidades, cierra la lista detectada Fabricación de metálicas básicas con el 4% y Otros con el 2%.

Un cambio estratégico

Inchauspe comentó que la Federación Rusa ingresó como miembro pleno de la Organización Mundial de Comercio (OMC)  en agosto de 2012, y asumió una serie de obligaciones arancelarias. “A partir de esta fecha los productos de nuestro país que ingresen a dicho destino son beneficiarios de una reducción del 25% en los aranceles de nación más favorecida, en el marco del Sistema Global de Preferencias”.

Rusia se distingue, además, “por ser un destino que nos compra grandes volúmenes, como es el caso del vino a granel, rubro en el que incluso es el principal comprador de Uruguay”.

El 6° lugar en el ranking

La Federación Rusa representa un mercado de creciente importancia para el comercio uruguayo. Las ventas hacia este destino representan el 4,5% del total exportado por Uruguay en 2012, destacó Álvaro Inchauspe.

Las exportaciones hacia ese mercado evidenciaron una tasa promedio de crecimiento anual de 27% entre 2007 y 2012, “y se espera seguir creciendo”, afirma el gerente general de Uruguay XXI, quien agrega que mientras las importaciones desde Rusia aumentaron 1%.

Las ventas de Uruguay a la Federación Rusa se encuentran concentradas por producto, dado que las principales cinco partidas representaron, en 2012, el 90% del total exportado hacia dicho país: la carne bovina congelada explicó el 65%, la manteca el 12%, los despojos comestibles 5%, las habas de soja el 4% y la carne caballar el 4%.

En 2012, la Federación Rusa fue el primer destino de las exportaciones uruguayas de carne bovina congelada y manteca. En el caso concreto de la carne, desde 2006 las colocaciones registraron un crecimiento anual del 6,7%, comentó Inchauspe.

Con relación a las importaciones desde la Federación Rusa, en 2012 el principal producto importado fue abonos minerales, que explica el 56% del total que ingresó, seguido por abonos de potasio con el 20%, abonos nitrogenados con el 12%, sales de ácidos con el 5% y papel prensa con el 2%.

Al observar la estructura empresarial del comercio bilateral con dicho destino se constata que el número de empresas exportadoras uruguayas que participan en el mercado ruso ha ido en aumento en línea con el incremento de las exportaciones. Y, al ser la carne bovina congelada el principal producto exportado a la Federación Rusa, es lógico que dentro del ranking de las empresas uruguayas exportadoras predominen los frigoríficos. 

Potenciar el comercio bilateral

Al ser consultado sobre acciones emprendidas por Uruguay XXI para apuntalar la corriente exportadora hacia la Federación Rusa, Álvaro Inchauspe recordó que en 2012 Uruguay XXI coordinó la participación de Uruguay en Prodexpo, “la feria de alimentos y bebidas más importante de Rusia y Europa del Este con más de 2.200 expositores de 60 países”.

Esa participación contó con la cooperación del Instituto Nacional de la Leche y del Instituto Nacional de Vitivinicultura, con el objetivo de acompañar la misión oficial presidida por el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Tabaré Aguerre. Esa feria también contó con la participación del Instituto Nacional de Carnes.

Además, se apoyó la visita oficial de Uruguay a Moscú en febrero de este año, “encabezada por el ministro Aguerre y acompañada por representantes de casi 30 cámaras y asociaciones de los sectores de lácteos, aceite de oliva, arroz, vino, carnes, frutas, cítricos, pesca y caviar”, destacó Inchauspe. 

La manteca uruguaya ocupó el 12% de las exportaciones a la Federación Rusa, según datos del 2012.