Moscú todavía no considera que sea necesario evacuar la embajada de la Federación rusa en Siria

Lavrov, comentando la evacuación del primer grupo de rusos, declaró que de acuerdo con sus valoraciones, la situación actual en Siria no lo exige. Fuente: RIA Novosti / Igor Zarembo

Lavrov, comentando la evacuación del primer grupo de rusos, declaró que de acuerdo con sus valoraciones, la situación actual en Siria no lo exige. Fuente: RIA Novosti / Igor Zarembo

Moscú todavía no comenzará la evacuación de la embajada de la Federación rusa en Siria, donde no se han detenido las luchas entre las tropas gubernamentales y la oposición armada desde marzo de 2011. La representación diplomática rusa en este país árabe funciona con normalidad y mantiene contactos con el gobierno sirio así como con la oposición en el país, declaró el ministro de Exteriores de la Federación Rusa, Serguéi Lavrov, en una conferencia de prensa para hacer balance del año 2012.

"Los familiares de los trabajadores de la embajada se fueron hace ya mucho tiempo. Pero la embajada funciona al cien por cien", escribe RBC citando a Lavrov.

El plan de evacuación no se ha realizado

Previamente el Ministerio de Asuntos Exteriores había comunicado el cierre del consulado ruso en la ciudad de Alepo, lo que por parte de la sociedad había sido entendido como el comienzo de la evacuación de la embajada rusa de Siria.

El Ministro también aclaró que Moscú no considera necesario comenzar una evacuación en masa de los rusos en Siria.

"Hay un plan (de evacuación), como lo hay para cualquier país, pero no se ha puesto en marcha, la valoración de la situación actual en Siria no lo exige", dijo Lavrov, según comunica RIA Novosti.

El martes 22 de enero se enviaron dos aviones del Ministerio de Situaciones de Emergencia a Beirut para evacuar el primer grupo de rusos. En la mañana del miércoles se transportó a la Federación rusa a 77 personas, incluidos 27 niños, que deseaban abandonar Siria.

Ayuda psicológica para los que vuelven

En el aeropuerto Domodédovo de Moscú, donde llegaron los aviones Yak-42 e Il-76 del Ministerio de Situaciones de Emergencia de Rusia, se habían desplegado centros médicos y de ayuda psicológica, así como un punto del Servicio Federal de Migración.

"En general su estado psicológico era satisfactorio. Han salido por propia voluntad y por eso no ha habido grandes problemas traumáticos, aunque estaban muy cansados por el largo viaje", comunicó a ITAR-TASS la representante del Centro de Atención Psicológica Urgente del Ministerio de Situaciones de Emergencia, Olga Makárova.

En su opinión prácticamente ninguno de los que han regresado "mostraba el deseo de volver en breve a Siria", y muchos estaban preocupados por cómo encontrar trabajo a partir de ahora en Rusia.

"Gran parte de ellos han vivido mucho tiempo en Siria, algunos de los niños no hablan ruso y por eso sus madres están preocupadas con la continuación de sus estudios aquí, en Rusia", dijo la psicóloga.

"Yo he vivido 12 años en Damasco, vivíamos en paz y con normalidad hasta los últimos acontecimientos. Cuando supimos que había posibilidad de volver a Rusia, decidimos aprovecharnos", le comentaba al periódico "Vzgliad" una de las mujeres que ha abandonado Siria.

Ante la pregunta de si no tienen pensado volver alguna vez respondió: "¿Y por qué no? Seguro que volvemos".

Otra rusa verbalizó para "Vzgliad" la causa más extendida para abandonar Siria "Estaba muy preocupada por mi marido y por mi hijo, por eso decidimos abandonar Siria".

Como señala RIA Novosti, remitiéndose al consulado ruso en Damasco, en la lista de los que querían ir a Rusia había 81 personas. Entre ellos había rusas que se habían casado con sirios, sus hijos y sus maridos, que habían obtenido la nacionalidad rusa. Son ciudadanos de distintas ciudades de Siria: Damasco, Alepo, Hama y Homs.

En total en el registro de residentes permanentes y temporales del consulado en Siria hay 8008 personas. Sin embargo, según los datos de los diplomáticos de la Federación Rusa, en el país viven muchos más rusos.

"En caso de ser necesario el Ministerio de Asuntos Exteriores ruso en colaboración con el Ministerio de Situaciones de Emergencia seguirán colaborando en el regreso de los ciudadanos rusos que se encuentran en la República Árabe de Siria", garantizó el Ministerio de Asuntos Exteriores de la Federación Rusa en un comunicado publicado en su página web el miércoles 23 de enero.

Detalles del plan de evacuación

Como había comunicado anteriormente el periódico "Vzgliad", ya a finales de 2012 el Ministerio de Situaciones de Emergencia, el Ministerio de Asuntos Exteriores y el Ministerio de Defensa habían preparado un plan de evacuación de los rusos en Siria. En total, en caso de necesidad, las autoridades rusas están dispuestas a sacar del país como mínimo a 30.000 personas. Se han valorado diferentes planes y rutas de evacuación. Concretamente la idea es llevar a la gente por tierra hasta los puertos sirios de Tartu y Latakia, para enviarlos desde allí por mar hasta Chipre, desde donde serían trasladados en avión.

Además de eso se prevé la posibilidad de utilizar cuatro barcos de pasajeros: El "Apolonia" (250 pasajeros), el "Ant-1" (90 pasajeros), el "Ant-2" (68 pasajeros) y el "Nikolai Konarev" (75 pasajeros), que se encuentran en las aguas del Mar Rojo, del Mediterráneo y del Mar Negro. No se excluye que en las operaciones participen patrulleros y buques de desembarco grandes de las flotas del Báltico y del Mar Negro.

El conflicto entre las fuerzas armadas de la oposición y las tropas gubernamentales lleva activo en Siria desde marzo de 2011. Según datos de la ONU las víctimas de este conflicto en todo este tiempo han sido más de 60.000. Las autoridades del país afirman que se enfrentan a fuerzas bien armadas que reciben apoyo del extranjero.

El texto ha sido redactado con materiales de RIA Novosti, RBC y el periódico "Vzgliad".