Los inversores podrán disfrutar de exenciones del impuesto sobre la renta

El Ministerio de Finanzas ha preparado una ley que ofrecería incentivos fiscales a los inversores privados. Según esta ley, se librarían de pagar el impuesto sobre la renta correspondiente a las transacciones realizadas mediante cuenta bancaria y en los mercados financieros. Los inversores se podrían beneficiar de estas ventajas mediante la apertura de una “cuenta de inversión particular” en un banco, o bien con una contribución de hasta 1 millón de rublos (aproximadamente 33.000 dólares) realizada a través de un intermediario en un periodo de 5 años.

 Las inversiones particulares son populares en los EE.UU. y otros países, pero prácticamente inexistentes en Rusia. Se espera que este paso empuje a los rusos a invertir en el mercado local y aumentar así su capitalización.