Delegaciones rusas y mexicanas se reúnen para impulsar el comercio bilateral

Del 18 al 26 de julio se celebró en Moscú la semana de la cooperación comercial entre Rusia y México. Al evento, organizado por la Cámara de Comercio de Moscú, asistieron productores y proveedores de cerdo, atún, tequila, fruta, frutos del bosque y flores procedentes del Estado de Jalisco para conocer las posibilidades de exportación en el mercado ruso.

En los últimos meses, casi el 60 % de los proveedores a Rusia de carne y 40 % del café han sido sustituidos. “Actualmente se abren nuevas oportunidades para México en el sector alimentario ruso”, opina Nikolái Schkoliar, consejero de asuntos económicos de la embajada de Rusia en México y principal mediador entre ambos países para el comercio.

La oferta mexicana abarca principalmente productos alimentarios, pero hay productos que cuentan con grandes posibilidades de comercialización. Las flores de Jalisco tienen grandes opciones de adentrarse en el mercado ruso. Por el momento, el único producto de Jalisco que tiene presencia en el mercado ruso es el tequila. Con el objetivo de ampliar su oferta, Héctor Padilla Gutiérrez, secretario de Desarrollo Rural de Jalisco, ha designado a una delegación mexicana encargada de informar sobre las normas sanitarias rusas y establecer los contactos necesarios para facilitar su importación.

Para Américo Alatorre Ozuna, funcionario en la Secretaría de Desarrollo Rural de Jalisco, es muy importante diversificar el comercio y ajustar la producción a los estándares de calidad que permitan ampliar las relaciones comerciales y el acceso a otros mercados. Subraya que ya se han conseguido ciertos logros en esta materia. Por ejemplo, ya se han cerrado importantes acuerdos para el suministro de alimentos con China, donde los requerimientos de calidad son muy altos.

 

Alatorre Ozuna. Fuente: Andréi Raskin

Por otro lado, el acuerdo para organizar una feria de productos mexicanos en Moscú el próximo año, supone un paso significativo paso para la entrada de productos agropecuarios en este prometedor mercado.

Para aprovechar esta oportunidad, Suren Vardanián, vicepresidente de la Cámara de Comercio de Moscú, propone a sus pares mexicanos la realización de planes a largo plazo con una estructura de soporte a la producción agroindustrial mexicana en territorio ruso. Esto facilitará el acceso de los productos tanto a Rusia, como a los demás países que integran la Unión Económica Euroasiática, integrada también por Armenia, Kazajistán y Bielorrusia.

Según Vardanián en los próximos años, “muchos países querrían establecer una zona de libre comercio con la Unión Económica Euroasiática”. En la actualidad, hay más de 30 solicitudes en curso, mientras que países como Vietnam, ya cuentan con acuerdo de libre comercio con la UEE que les permite ampliar su oferta de bienes. En el mismo camino, se encuentran países latinoamericanos como Brasil, Argentina o Chile, que adelantan acuerdos para aumentar su presencia en el mercado ruso y euroasiático.

Los funcionarios consultados coinciden en que hay que poner en marcha suministros directos, sobre todo de productos cárnicos. En la última visita, se habló del suministro de carne de alta calidad, que es un nicho con grandes oportunidades.
Lea más: 

México y Rusia: rumbo a 125 años de relaciones diplomáticas>>>

Rusia y México, más de un siglo de cooperación>>>

¿Quiere recibir la información más destacada sobre Rusia en su correo electrónico? Suscríbase a nuestros boletines semanales y reciba cada viernes el material más interesante.

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies