Sberbank quiere adquirir una cartera minorista de Citigroup

Mediante esta compra la empresa estatal rusa busca expandirse por Turquía. Fuente: Photoshot / Vostock Photo

Mediante esta compra la empresa estatal rusa busca expandirse por Turquía. Fuente: Photoshot / Vostock Photo

El banco turco Denizbank, que pertenece ahora al ruso Sberbank, está en proceso de negociación para la compra de la división minorista de Citigroup en Turquía, según se desprende del comunicado de Denizbank publicado en el sitio web de la Bolsa de valores de Estambul.

"Denizbank está estudiando la posibilidad de adquirir la cartera minorista de Citibank en Turquía junto con una pequeña infraestructura", confirmó el representante del banco estatal ruso.

En diciembre del año pasado, Citigroup informó de que planeaba vender o reducir el negocio minorista en Turquía, Pakistán, Rumanía, Uruguay y Paraguay, mientras que conservaría su negocio corporativo en Turquía.

Denizbank, según datos de Bloomberg, fue citado entre los que apuestan por el negocio minorista de Citigroup en dicho país. El propio Denizbank pertenece ahora a Sberbank: en septiembre de 2012, el banco ruso completó la compra del 99,85% de sus acciones al grupo franco-belga Dexia por 2.790 millones de euros. Además, Sberbank tendrá que pagar una diferencia de 431 millones de liras turcas (184 millones de euros) por la citada compra, en concepto de variaciones en el valor de los activos netos a finales de año. En la transacción también estaban incluidas las hijas de Denizbank en Austria y Rusia. Tras la compra de las entidades de VBI en Europa Central y del Este, Sberbank  opera ahora bajo la marca Sberbank Europe.

Nuestra fuente, familiarizada con las condiciones de la venta, ha aclarado que solo se trata de la adquisición de la cartera minorista del banco turco Citi. De acuerdo con los resultados del tercer trimestre de 2012, los activos totales de Citi equivalen a 4.400 millones de dólares, su volumen de préstamos al por menor (créditos de consumo y tarjetas de crédito) supone 672 millones de dólares, y la cartera crediticia completa del banco asciende a 1.800 millones de dólares, matiza otra fuente cercana al negocio.

La cartera de créditos de consumo de Denizbank, de acuerdo con el resumen de finales de 2012, se acerca a los 5.600 millones de dólares. Frente a las dimensiones de Sberbank, esta cifra no asombra (supone menos del 1% de los 2,5 billones de rublos totales), pero a escala europea sí se trata de una adquisición considerable, comenta el director del grupo socio Frank Research Group, Yuri Gribanov.

"Para Sberbank se trata de una estrategia de ganancias rápidas: nos permite adquirir de manera rápida una importante fracción de un mercado nuevo, además de captar a los clientes de Citi, a quienes podremos ofrecer mediante la venta cruzada otros productos de nuestro grupo", afirma Gribanov. Los riesgos son mínimos, asegura: "como norma general, en este tipo de transacciones se suelen vender préstamos homogéneos, que ya hayan registrado varios pagos; además, el mismo vendedor nos inspira confianza (Citi tiene una política de selección de prestatarios muy escrupulosa".

El presidente de Sberbank, German Gref, anunció hace tiempo que las prioridades de expansión del banco estatal en el extranjero son Polonia y Turquía. La compra de carteras crediticias a bancos europeos que están reduciendo su presencia en los mercados de los préstamos respaldados por valores es una tendencia, señala el subdirector de VTB Bank (Austria), Igor Shtrel: "Se trata de un proceso que comenzó con la caída de Lehman Brothers y que aún no ha finalizado". Aunque el mismo VTB se centra en la compra de créditos corporativos, utiliza una estrategia diferente, al no adquirir carteras completas, sino créditos independientes, añade Shtrel.

"De esta forma, se pueden conseguir grandes descuentos en la adquisición de prestatarios de calidad y con una alta puntuación", aclara el banquero. 

Artículo publicado originalmente en ruso en Védomosti.