El YotaPhone 2, novedades del móvil de las dos pantallas

RBTH ha tenido la oportunidad de examinar uno de los primeros prototipos de la segunda generación del 'smartphone' de dos pantallas YotaPhone, presentado en la exposición Mobile World Congress 2014, celebrada en Barcelona a finales de febrero.

El nuevo smartphone es más delgado y ligero, utiliza la última versión de Android y está equipado con el procesador Snapdragon 800.

El dispositivo tiene ahora un tamaño de 5 pulgadas (el primer modelo tenía una diagonal de 4,3 pulgadas). Ahora tiene pantalla Full HD y se han redondeado los bordes, lo que le da un toque más elegante y aerodinámico. La segunda pantalla —monocromática— también ha sufrido cambios: cuenta con una densidad de píxeles de 235 ppp (frente a los 170 ppp del modelo anterior), lo que mejora considerablemente la calidad de la imagen. Además, incluye nuevas funciones. No solo puede mostrar imágenes, sino que también se puede usar como panel de control.

Según declaró el director general de Yota Devices, Vlad Martínov, en la inauguración de la plataforma de crowdsourcing Yota Idea Camp —celebrada el 27 de marzo en Moscú— la segunda generación del smartphone de dos pantallas no será un producto sectorial como la primera versión, sino un dispositivo para el consumo de masas, que  saldrá a la venta a finales de 2014.

Los expertos minoristas, incluidas las grandes cadenas Rusas Evroset y Sviaznoi, se muestran escépticos ante las posibilidades de éxito del nuevo teléfono. El primer YotaPhone fracasó comercialmente, entre otras cosas, por la falta de una estrategia de marketing. El director de Yota Devices cree que el teléfono no necesita publicidad ni campañas de marketing: “El teléfono debe venderse solo”. La empresa mantendrá la misma estrategia con el segundo modelo. Cabe recordar que el primer YotaPhone no gozó de gran popularidad entre los usuarios. El número total de ventas en febrero de 2014 ascendía a poco más de 12.000 teléfonos en los mercados de Rusia y Europa. 

Menos dispositivos y más salud

Según sus desarrolladores, la principal ventaja del YotaPhonе es la segunda pantalla, que además de ahorrar batería, permite comprobar las notificaciones sin tener que desbloquear la pantalla principal a color.

Esta característica del YotaPhonе tiene otras ventajas, según asegura Daniel Sieberg —experto en TI norteamericano y autor del libro Dieta digital—, quien también asistió a la apertura de Idea Camp. “Los usuarios necesitan descansar de los dispositivos digitales. Según demuestran los estudios, una parte importante de ellos sacrifica por Internet la vida familiar y la relación con los amigos”. “Los dispositivos tienen que ser productivos, pero no deberían aislarnos de la vida real; los productos de Yota Devices encajan perfectamente en esta filosofía”.

Entre los planes de Yota Devices también está la supervisión del estado de salud. Según Martínov, los desarrolladores ya están diseñando un software para el segundo modelo que permitirá a los usuarios del YotaPhonе controlar las calorías quemadas o los kilómetros recorridos. El teléfono realizará sus propios cálculos sin necesidad de acudir a dispositivos adicionales.

La tecnología al margen de la política

A pesar de que el YotaPhone se conoce con frecuencia como el primer smartphone ruso, sus creadores prefieren posicionar el dispositivo como un producto de global.

Martínov asegura que la empresa no tiene intención de sumarse al llamamiento —lanzado recientemente por funcionarios y otras figuras públicas rusas— a boicotear los productos norteamericanos (incluidos los smartphones) a causa de la situación política.

“Nuestro producto no es exclusivamente para los usuarios rusos. YotaPhone debe competir en el mercado mundial”, señaló Martínov.

De acuerdo con el asesor técnico de Crowdsourcing.org, Tim Olsen, es poco probable que los usuarios extranjeros, principalmente los norteamericanos, adquieran o dejen de adquirir el YotaPhone por razones políticas. “La brecha tecnológica entre Rusia, Estados Unidos y otros países es cada vez menor”, opina. 

El precio

Martínov ha declarado que el nuevo YotaPhone de segunda generación tendrá un precio similr a los smartphones Android de los principales fabricantes con características técnicas similares.

A modo comparativo, otros smartphones con características parecidas a las del YotaPhone 2, como el Sony Xperia Z1 y el LG G2, cuestan actualmente en Rusia cerca de 700 dólares (25.000 rublos) y 560 dólares (20.000 rublos) respectivamente, aunque a finales de año estos dispositivos se habrán quedado obsoletos y su precio se verá reducido.

El lanzamiento de YotaPhone tuvo lugar en diciembre de 2013, convirtiéndose en el primer smartphone ruso con dos pantallas, una normal y otra de tinta electrónica en blanco y negro que se mantiene siempre encendida. La primera generación de YotaPhone estaba pensada sobre todo para lo que se conoce como early adopters:usuarios avanzados interesados por las novedades del mercado de los dispositivos electrónicos. 

  

Lea más: YotaPhone, el celular de dos pantallas listo para llegar a América Latina>>>