Los barcos rusos entran en el ranking mundial de los mejores

Rusia presenta sus últimas novedades en Euronaval 2014. Fuente: AFP / East News

Rusia presenta sus últimas novedades en Euronaval 2014. Fuente: AFP / East News

En el salón marítimo internacional, Euronaval 2014, Rosoboronexport presentó los barcos y submarinos rusos. En ciertos proyectos Rusia es líder mundial.

La exposición de la Oficina Central de Diseño Marítimo Almaz causó una gran sensación. Su director y diseñador general, Alexander Shliajtenko, declaró en una entrevista a Rossiskaya Gazeta: “Lo que estamos haciendo hoy no tiene parangón en el mundo. En este salón se presentan muchos barcos de alta velocidad con un reducido desplazamiento (volumen y peso del agua que desplaza un buque). Sin embargo, hay que tener en cuenta que cuanto más alta sea la velocidad de un barco, es más difícil utilizarlo, sobre todo en combate”.

A grandes velocidades se produce lo que se conoce como “efecto tabla de lavar”: el barco se desplaza a trompicones, como si saltase sobre rocas, y ni la tripulación ni la maquinaria puede soportarlo durante mucho tiempo.

“Sin embargo, hemos creado un fondo mecanizado utilizando tecnología aérea. Nuestra lancha patrullera Sobol (Sable) alcanza en la actualidad una velocidad de 52 millas náuticas por hora, no le afecta el oleaje y está equipada con un potente armamento. Incluso a alta velocidad y con fuerte oleaje, se desplaza suavemente, como un coche por una autopista. Tiene un alcance de 700 millas y una autonomía de cinco días. Es nuestro orgullo; no hay nada igual ni en Occidente ni en Oriente”.

Euronaval 2014 ha confirmado estas palabras. La Marina y el Servicio Federal de Seguridad rusos la han comprado en grandes cantidades para su servicio de guardacostas. Además, su potencial para la exportación es inmenso.

“También nos llena de orgullo el proyecto de la corbeta 20382 Tigr (Tigre). Este barco ha alcanzado el tercer puesto en la lista de mejores corbetas del siglo XXI. Tigr es, sin duda, un vehículo innovador. Tiene un armamento potente y equilibrado, camarotes cómodos para la tripulación y una excelente navegabilidad”, declaró  Alexander Shliajtenko.

Con esta embarcación se inauguró una nueva era de construcción de barcos en nuestro país. En primer lugar, equipamos a la Marina Rusa con las mejores corbetas, y esto es lo más importante. Cuatro de estos barcos ya se han incorporado a la Flota Báltica.

Ahora estamos ofreciendo estos “Tigres” para la exportación y existe un creciente interés por ellos en todo el mundo.

Estas embarcaciones llevan a bordo ocho misiles de crucero Uran y otros 8 Kalibr o Yajont.  

Su sistema de defensa antiaéreo consiste en los misiles y cañones Kashtan, y los lanzamisiles Palma, Iglá y Rif. Su equipamiento de artillería es un cañón de disparo rápido de 100 mm y ametralladoras de seis cañones de 30 mm AK-630M. Las corbetas también están equipadas con torpedos y sistemas antitorpedo.

Incluye incluso un lanzacohetes antisabotaje DP-64; puede también llevar a bordo un helicóptero antisubmarino (ASW) Ka-28 o el helicóptero de alerta temprana y control aerotransportado (AEW) Ka-31.

También causaron sensación en el salón Euronaval 2014 los submarinos de la Oficina de Diseño Malajit de San Petersburgo. Solo hay dos, pero ya desde el primer día se convirtieron en el centro de atención.

Las embarcaciones “bebé” (“Maliutka”, en ruso), que reciben nombres de depredadores, entraron a formar parte de la Flota Báltica a finales de los años 80 e inmediatamente comenzaron a dar dolores de cabeza a las fuerzas navales de la OTAN. Sin embargo, en la década siguiente empezaron a fallar y fueron descartados.

Pero ahora Malajit, en un nuevo nivel tecnológico, ha diseñado varios tipos de “Pirañas”. Se trata de los botes Piraña-T de sabotaje y combate para fuerzas marinas especiales. Se han diseñado para la navegación en aguas poco profundas y están automatizados al máximo. La tripulación del Piraña la forman tres personas, y la del Piraña-T, cinco. Según el diseñador jefe, Igor Karaváiev, el Piraña-T puede ser operado por un solo hombre, tal es su nivel de automatización. Además, estas lanchas son muy silenciosas.

El armamento del Piraña-T consiste en dos cañones de torpedo de 533 mm, que también pueden lanzar misiles de crucero. Tienen lanzaderas fuera borda de torpedos de 324 mm, seis en total. Además, el submarino lleva ocho minas.

En general, el salón naval Euronaval 2014 está siendo más modesto que la exposición de 2012. Sin embargo, hay novedades interesantes. La primera son los diseños conceptuales de los barcos para un futuro cercano, además de los numerosos vehículos submarinos automatizados y sin tripulación. La tendencia sigue siendo construir embarcaciones con la mínima superficie reflectante posible.

Lea más: Las mejores cinco armas rusas con una apariencia fuera de lo común>>>

Artículo abreviado. Publicado originalmente en ruso en Rossiskaya Gazeta. 

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.