Rusia presenta los nuevos sistema de defensa antimisiles Tor-M2 y Osa-AKM

Los nuevos aparatos de corta distancia se presentaron al Ministerio de Defensa en Alabino, cerca de Moscú. Fuente: ITAR-TASS

Los nuevos aparatos de corta distancia se presentaron al Ministerio de Defensa en Alabino, cerca de Moscú. Fuente: ITAR-TASS

Durante el Día de la Innovación, celebrado la semana pasada en Alabino, en los alrededores de Moscú, se mostraron ejemplares a tamaño real de los medios de defensa antiaérea Tor-M2 y Osa-AKM.

Los sistemas de defensa antimisiles Tor y Osa son sistemas antiaéreos de misiles de corta distancia creados como medio de defensa antiaérea para diferentes tipos de objetivos militares. Además pueden utilizarse en marcha para dar cobertura a agrupaciones de tanques.

La exposición "Día de la innovación del Ministerio de Defensa de la Federación Rusa" es un evento especializado para el público profesional que se celebra con el fin de mostrar ideas y proyectos con futuro de la industria rusa a las estructuras dirigentes y a especialistas del Ministerio de Defensa y de las Fuerzas Armadas.

Estos complejos inicialmente se desarrollaron como el principal medio de lucha contra los ataques masivos de armamento aéreo en el campo de batalla. El Tor y el Osa se encuentran en la última línea de defensas antiaéreas, es decir, neutralizan el armamento del enemigo en su vuelo hacia el objetivo actuando en paralelo con medios de defensa antiaérea de corta distancia, tales como el Tunguska o el Pantsir, que actúan como un medio de cobertura directa.

Desde hace varias décadas Osa y forman parte de armamento de otros países. Han participado en diversos conflictos armados por todo el mundo. Los sistemas no han envejecido, se modernizan y actualizan constantemente.  La nueva modificación del Osa por ejemplo, el Osa-AKM está equipada con nuevos sistemas electrónicos que le dotan de medios modernos de reconocimiento y seguimiento por satélite. El Osa-AKM ahora puede luchar de forma eficaz contra cualquier tipo de arma aérea inteligente: desde drones a misiles de alta precisión.

El sistema antimisiles Tor-M1 y Osa también se encuentra en el armamento de Venezuela, Ecuador, Cuba, Egipto, India, Siria, Jordania o China.

Fiable, móvil y rápido

Tras su modernización, el Tor-M2 es capaz de alcanzar cuatro objetivos aéreos con cuatro misiles teledirigidos a una distancia de 15 km, desde un mismo vehículo.

Al igual que los complejos de la anterior generación de corta distancia, el sistema de defensa antimisiles Tor-M2 está diseñado para luchar y derribar de forma eficaz misiles aire-tierra, bombas de avión teledirigidas y ajustables, misiles anti radares, aviones de la militares, misiles de crucero, helicópteros o vehículos aéreos no tripulados.

En opinión del experto militar Ígor Korotchenko, el Tor posee, en comparación con los complejos equiparables de otros países, varias ventajas significativas. Entre ella se encuentran el tiempo de reacción del complejo, su despliegue (3 minutos) y su alta movilidad. Después del disparo el complejo cambia rápidamente de posición esquivando así el fuego del enemigo, manteniendo intacta la integridad de la tripulación.

Además de escapar de un ataque del enemigo (gracias a su alta movilidad se minimizan los riesgos tanto para la tripulación como para el aparato en sí).

“El Tor se integra fácilmente en los sistemas de defensa antiaérea ya existentes, manteniendo al mismo tiempo la capacidad de usarse de forma independiente", dice este experto.

El Tor se desplaza a Oriente

Una prueba de la eficacia del Tor y el Osa es que estos sistemas se encuentran en el armamento de países de la OTAN como Grecia. El 1 de agosto entraron en vigor las sanciones de la UE sobre Rusia en el ámbito de la cooperación en tecnología militar.

El embargo armamentístico supone una congelación de facto de la cooperación en tecnología militar entre Rusia y la Unión Europea, lo que incluye a Grecia, a quien vende su producción la fábrica de electromecánica de Izhevsk Kupol (que forma parte del consorcio "Defensas antiaéreas Almaz-Antéi" que fabrica sistemas de defensas antiaéreas).

Sin embargo los sistemas de defensa antimisiles de corta distancia tienen perspectivas de exportación en los países del sudeste asiático. En opinión del principal redactor de la revista del sector Vestnik PVO (Boletín de defensa antiaérea), Said Aminov, Indonesia podría comprar sistemas Tor. "La compra de estos medios podría aumentar tanto el peso político y militar del país dentro de la región de los países del sudeste asiático, que es bastante activa", señala Aminov.

Lea más: Las sanciones de EE UU llegan a la industria armamentística rusa>>>

Tags defensa antiaérea, tor, armamento

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.