'Hackers blancos' para garantizar la seguridad cibernética

Los senadores rusos proponen su respuesta a las amenazas cibernéticas.

 

Fuente: shutterstock.com

En opinión de los expertos los hackers rusos provocan unas pérdidas de 2.000 millones de dólares al año. La estadística demuestra que en el último año se han hecho más frecuentes los ataques a las páginas de los órganos estatales.

La Estrategia de Seguridad Cibernética, que ha diseñado el Consejo de la Federación-equivalente al Senado-, será la respuesta a estas amenazas. Además, también han participado en la redacción representantes del Ministerio del Interior y del Ministerio de Comunicaciones y Enlaces.

Un grupo de expertos y representantes del mundo empresarial y de organizaciones sin ánimo de lucro, ha trabajado durante todo un año bajo la dirección del director de la Comisión temporal del Consejo de la Federación para el desarrollo de la sociedad de la información Ruslán Gattarov.

En opinión de Gattarov, la necesidad de adoptar este tipo de estrategias ha madurado ya que las consecuencias de un ataque informático, en su opinión, podrían ser catastróficas. El mismo supervisor del desarrollo del documento incluye bajo la amenaza informática "todas las cuestiones relacionadas con la entrada en internet, así como toda una serie de aspectos tecnológicos".

En este sentido, Rusia sigue la tendencia mundial, los principales estados ya se han preocupado por aprobar documentos parecidos. Así, EE UU anunció que estaban dispuestos a utilizar cualquier medio para neutralizar las amenazas cibernéticas: en la estrategia estadounidense los ciberataques se equiparan a las acciones militares, estableciéndose la posibilidad de contraatacar como si fuera un acto de agresión. El año pasado se anunció la formación de unidades cibernéticas de programadores para repeler ataques y ofensivas en el espacio virtual.

En Rusia se prevé organizar algo parecido. En el documento está previsto el "desarrollo de mecanismos de estímulo a los ciudadanos que presten ayuda en la búsqueda de vulnerabilidades de los recursos informáticos de defensa".

Desde el Consejo de la Federación proponen utilizar los servicios de los conocidos como 'hackers blancos', especialistas que no están relacionados con las estructuras criminales, con experiencia en la detección de vulnerabilidades de los sistemas informáticos.

En palabras de Gattarov, las divisiones cibernéticas rusas realizarán comprobaciones rutinarias de la defensa de las webs de las organizaciones estatales y crearán un sistema de detección de ataques informáticos sobre los recursos computacionales de Rusia, tanto estatales como empresariales.

Los autores del proyecto también han propuesto reforzar la responsabilidad por los delitos informáticos y apoyar mediante exenciones fiscales a las empresas nacionales (o localizadas) de tecnologías de Internet. Además, uno de los objetivos de la Estrategia es cambiar los programas informáticos extranjeros de seguridad por programas rusos.

La estrategia de seguridad informática desarrollada por el Consejo de la Federación se ha sometido al juicio de la sociedad. Según el director del desarrollo de la estrategia, el senador Ruslán Gattarov, el documento se colgará en internet durante un mes más o menos para que la sociedad pueda opinar sobre él.

Después de lo cual un grupo de trabajo especial sintetizará las propuestas que hayan llegado y preparará una versión modificada.

La concepción consta, en líneas generales, de una serie de propuestas generales sobre la sistematización y el perfeccionamiento de las leyes vigentes en el ámbito de la seguridad informática. En opinión de los autores de la estrategia, el documento está llamado en primer lugar a "formular un modelo de amenaza informática en Rusia" y definir la "dirección de las medidas para repelerla".

En el documento hay toda una serie de otras propuestas concretas. Por ejemplo, la introducción de una asignatura de formación informática en la educación primaria y secundaria aunque todavía no se sabe si estos planes han sido acordados con el Ministerio de Educación y Ciencia. 

Artículo publicado originalmente en ruso en Rossíyskaya Gazeta.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.