Los BRICS apuestan por un internet alternativo para 2015

Fuente: Reuters

Fuente: Reuters

Los BRICS han lanzado un proyecto para desarrollar un internet alternativo. Intelectuales y profesionales de diferentes ámbitos, así como los usuarios en general, consideran que el plan es muy positivo.

Los BRICS le pueden dar una gran sorpresa a EE UU y al resto del mundo. El grupo tiene planes para lanzar un internet alternativo para 2015, según la presidenta de Brasil, Dilma Roussef. Se trata de un cable de 34.000 kilómetros, un cable submarino de dos fibras con una capacidad de 12,8 bits/s, que se extenderá desde Vladivostok, en Rusia, hasta Fortaleza, Brasil, pasando por  Shantou (China), Chennai (India) y Ciudad del Cabo (Sudáfrica). El proyecto está actualmente en su fase final de implementación.

La agencia REX ha entrevistado a diversos profesionales si esa alternativa es necesaria y si puede ser útil. 

Kirill Miamlin, publicista

“Dilma Rousseff dio un paso histórico a raíz de las revelaciones de Snowden sobre el espionaje por parte de la Agencia Nacional de Seguridad. Supuestamente, la NSA espió a la compañía petrolífera brasileña Petrobras introduciéndose en su canal de comunicaciones. Se ha dicho también que la NSA espió a la propia Rousseff y a otros usuarios brasileños que confiaron sus datos personales a gigantes de internet de los EE UU, como Facebook o Google.

El proyecto de un nuevo cable para unir a los cinco países se tomó en la 4º cumbre de los BRICS celebrada en Nueva Delhi en marzo del 2012. Le dieron la categoría de proyecto de importancia estratégica. Los gobiernos de todos los países BRICS apoyan la propuesta. La empresa francesa Alcatel ya ha terminado el estudio de la posible ruta. Está previsto que se complete el año que viene, tiene un coste de 1.500 millones de dólares. El cable de 34.000 kilómetros será el tercer cable de telecomunicaciones más grande el mundo. Irá desde Vladivostok hasta Fortaleza (Brasil), pasando por Shantou (China), Chennai (India) y Ciudad del Cabo (Sudáfrica).

Ninguna provocación, ningún intento de despertar nuevas “primaveras” o revoluciones de cualquier color en Oriente Medio, Rusia o Brasil será capaz jamás de impedir que se instale el nuevo cable.

Los expertos estadounidenses afirman que la decisión brasileña de apartarse del internet centrado en los EE UU es “potencialmente peligrosa”, ya que podría ser el primer paso hacia la fragmentación de la red global, una alternativa que se podría haber dado sin que interviniese ningún gobierno, en concreto, sin intervención del gobierno de los EE UU.” 

Michael Dorfman, escritor (New York)

“En los EE UU no se ha prestado demasiada atención a estas noticias. Ha sido diferente a lo ocurido con el Sputnik soviético, que aún hoy asusta a los estadounidenses.

La existencia de alternativas es siempre algo positivo. Cuanta más elección haya, mejor. Sin embargo, nadie puede asegurar todavía si este internet será más seguro que en los EE UU, y si serán capaces de proteger de manera más efectiva los derechos de los usuarios, incluyendo la privacidad de los datos personales o el libre acceso a los recursos.

Tarde o temprano, tendremos un mundo multipolar y los EE UU perderán sus monopolios, no solo en internet, sino también los financieros y militares. Esto no llegará de improviso, sino que tardará unos 25 ó 30 años.

Además, hay otro factor que contrarresta estos esfuerzos para acabar con el monopolio de los EE UU. Hubo un tiempo en el que la URSS era considerada la segunda patria de los trabajadores, mientras que los EE UU eran la segunda patria de las elites neoliberales, de mercado libre, empresariales y burocráticas. Los EE UU eran su protector y su patrón. Solo tenían que seguir sus normas para disfrutar de esta protección, para guardar aquí su dinero con total seguridad, para educar a sus hijos y que encontrasen un empleo, para tener un refugio seguro cuando se jubilasen.” 

Yuri Yuríev, analista político

“Merece la pena probar esta alternativa porque, a pesar de la normativa antitrust, la red con base en los EE UU se ha convertido en un auténtico monopolio que permite que las autoridades controlen los derechos y privilegios de los usuarios.

Aunque exista un amplio abanico de alternativas, siempre habrá alguien interesado en ellas mientras exista el deseo de proteger los datos personales de las autoridades y empresas de los EE UU. Además, todo el planeta depende de la base tecnológica estadounidense y, para crear otra alternativa, son necesarios nuevos canales.”

Alexander Jurshudov, doctor en ciencias técnicas, experto en políticas energéticas

“Esto significa que la información divulgada por Snowden no pilló desprevenido a ningún país. Tenían que ser conscientes de que los servicios de inteligencia de los EE UU podían, en un momento u otro, entrar en las compañías de internet del país. Pero toda acción despierta una reacción tarde o temprano, especialmente acciones tan impertinentes como las de los EE UU.”

Artículo publicado originalmente en ruso en la Agencia REX 

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.