El rifle anfibio: tan letal bajo el agua como en tierra

El primer ministro Dmitri Medvedev sostiene un rifle ADS en sus manos. Fuente: AP

El primer ministro Dmitri Medvedev sostiene un rifle ADS en sus manos. Fuente: AP

Es la primera vez que se ha conseguido un rifle que dispare igual de bien bajo el agua y en tierra. Además no desmerece en nada frente al último modelo del AK que tiene menos longitud. El nuevo ADS es un arma revolucionario.

Fue durante la Segunda Guerra Mundial cuando se comenzaron a crear armas para los buzos del ejército. Sin embargo tan solo la URSS fue capaz de fabricar rifles y pistolas capaces de disparar bajo el agua. 

Casi un siglo después, las unidades especiales del servicio secreto de la Flota comenzaron a utilizar la pistola de 4,5 mm SPP-1 y el rifle APS del calibre 5,66 mm,  efectivas bajo el agua pero no en la superficie. Obviamente se podía disparar al enemigo si salía a la superficie, pero solo a quemarropa. A una distancia de 50 metros era imposible apuntar y la fuerza mortal disminuía drásticamente. El rifle subacuático en tierra no superaba los 180 disparos. 

Nadie en el mundo ha conseguido replicar la tecnología rusa utilizada en la creación de las armas automáticas subacuáticas. Sin embargo, los buceadores del ejército se veían obligados a llevar consigo dos pistolas y dos rifles en una misión: además de las APS y la SPP-1 subacuáticas, tenían que llevar una AK y una PM. Esto era muy engorroso. Pero crear armas que disparen igual en los dos medios parecían imposible en principio. 

Haz click en la imagen para ver las características técnicas

Los armeros de Tula han resuelto esta tarea. El proyecto y el diseño lo inició el famoso constructor de armas de tiro, el ya difunto, Vasili Petróvich Griazev. 

El rifle fue finalmente construido por sus compañeros y pupilos de la Oficina Central de Construcción e Investigación de Armas de Caza y Deporte, que forma parte de la Oficina de Construcción de Aparatos de Tula, famosa por sus misiles dirigidos y los cañones de disparo rápido. Esta oficina no se dedica la construcción de aparatos, el nombre se lo dieron en la época soviética para distraer al espionaje. Aquí lo que crean son armas, entre otras de tiro. 

Aquí también se ha fabricado el cartucho submarino único con tamaño reglamentario del ejército. En 2007 en Tula se completó el desarrollo del rifle especial para dos medios (que funciona bajo el agua y en superficie) de 5,45 mm que recibió la abreviatura ADS. En estas siglas no aparece un nombre concreto de un ingeniero ya que en el arma trabajó un enorme colectivo. 

Bajo el agua se dispara con cartuchos de calibre 5,45x39 mm. En superficie con cartuchos clásicos del mismo calibre 5,45x39 mm. Tan solo hay que cambiar el cargador con cartuchos subacuáticos por otro con cartuchos normales para un Kaláshnikov estándar.  El ADS tiene también un lanzagranadas bajo el cañón de 40 mm que dispara BOG-25 y BOG-25P. También puede ir acompañado de un silenciador y diversas miras. 

En el rifle se han utilizado avances técnicos que no son nada habituales en las armas rusas. Solo el diseño Bullpup ya merece la pena. Así se denomina el diseño en el que el mango de la pistola y el disparador se encuentran delante del cargador mientras que los cartuchos y las partes móviles se colocan en la culata. Esta distribución permite mantener una gran longitud de cañón reduciendo las dimensiones del rifle considerablemente. El ADS no tiene una culata convencional. Se apoya en el hombro gracias a una pieza llamada 'nuca'. 

Es la primera vez que se utiliza en armas rusas la expulsión delantera de los casquillos en lugar de la lateral, con un cargador cerrado que reduce la expulsión de gases sobre la cara del tirador, lo que permitiría la posibilidad de disparar con el hombro izquierdo o derecho si tener que recolocar las piezas. Es decir, el rifle sirve igual para diestros como para zurdos. 

En el ADS se han utilizado profusamente materiales compuestos que permiten reducir el peso del arma y al mismo tiempo hacerlo más resistente a la corrosión.  

En la construcción del mecanismo de expulsión de gases se ha introducido un regulador de gases que le permite tener dos posiciones: agua y aire. 

Es la primera vez que se ha conseguido un rifle que dispare igual de bien bajo el agua y en tierra. Además no desmerece en nada frente al último modelo del AK que tiene menos longitud. 

Este rifle es realmente revolucionario por su construcción y no tiene análogos en Occidente ni Oriente. El ADS ha sido creado para los buzos del ejército, pero como la construcción ha tenido éxito y es polifacético, puede utilizarse como armamento no solo de las divisiones especiales de la flota sino de todos los grupos de operaciones especiales, la infantería de marina y las divisiones de infantería. 

El rifle ha pasado todas las pruebas militares y ha obtenido unas buenas referencias. Ahora se encuentra en la fase de utilización de prueba. La decisión de introducirlo en el ejército puede que se tome en breve. 

Artículo publicado originalmente en Rossísykaya Gazeta.