Científicos rusos calculan la masa y la edad del meteorito de Cheliábinsk

Científico de la Universidad Federal de los Urales inspecciona un fragmento del meteorito. Fuente: Reuters.

Científico de la Universidad Federal de los Urales inspecciona un fragmento del meteorito. Fuente: Reuters.

Un mes después de la sonada (tanto literal como figuradamente) caída de un meteorito en la región de Cheliábinsk , científicos rusos han calculado su masa y su edad.

La masa inicial del objeto cósmico que se precipitó el 15 de febrero sobre Cheliábinsk se calcula que era de entre 10.000 y 18.000 toneladas, y su tamaño, entre 17 y 20 metros. Esta información la ha hecho Eric Galímov, director del Instituto de Geoquímica y Química Analítica Vernadski (GEOXI) de la Academia Rusa de las Ciencias.

Según el científico, a la superficie de la Tierra no llegó más del 10% de la masa original del cuerpo cósmico, es decir, mil toneladas. El resto se convirtió en polvo y se esparció por la atmósfera.

Los científicos han logrado reunir unos tres kilogramos de materia del meteorito. “Una parte se la quedaron los curiosos”, dice el experto.

La potencia de la colisión, que se extendió por todo Cheliábinsk, no sobrepasó la kilotonelada, aunque la energía total del estallido se calcula que fue de 500 kilotoneladas, según señaló Mijaíl Nazárov, director del laboratorio de meteorítica de GEOXI.

“El meteorito pierde el 90% de su masa en la atmósfera. Lo mismo sucede con la energía: la energía total fue de 500 kilotoneladas, pero a Cheliábinsk apenas llegó una”, comentaba Nazárov.

Los científicos trataron de averiguar la edad del meteorito mediante un análisis isotópico. Sin embargo, no se ha logrado llegar a una conclusión exacta, ya que a lo largo de su vida, había sufrido cambios significativos por influencia de factores externos. Los cálculos aproximados estiman que tenía unos 4.500 millones de años.

Al principio, el meteorito fue parte de un gran asteroide del cual se desprendió y tomó su propio rumbo. Hace alrededor de 10 millones de años se le incrustó otro cuerpo cósmico. Esto se deduce de la materia fundida, procedente del meteorito que más ardió. Entre tantas peripecias, a la Tierra llegó un cuerpo bastante desmejorado. Por eso precisamente se deshizo tan fácilmente en pequeños pedazos al entrar en la atmósfera terrestre.

Según Eric Galímov, “no se trata de algo misterioso e incomprensible, sino de condrita común, la cual compone la mayor parte de los meteoritos”.

Está principalmente compuesto de silicato, y menos de un 10% son metales, entre los cuales se encuentran el zinc, el hierro, el cobalto y el aluminio.

La directora del centro de propiedad intelectual de la Cámara de comercio e industria de la región de Cheliábinsk, Elena Lévina, contó a la agencia de noticias TASS que ya hay cuatro solicitudes de registro de marcas comerciales relacionadas con las palabras 'meteorito' y 'Cheliábinsk'. “Las solicitudes son principalmente para la apertura de pastelerías con ese nombre”, dijo Lévina.

La caída del meteorito en la región de Cheliábinsk el 15 de febrero de 2013 ha sido la mayor colisión de un cuerpo cósmico con la Tierra en el último siglo.

La mañana del 15 de febrero, los habitantes de varias regiones de los Urales avistaron el vuelo del meteorito, tras lo cual este se incendió y estalló estruendosamente. La ola de choque causó daños en varios edificios e hizo explotar la mayoría de los cristales de Cheliábinsk. Hubo más de mil personas heridas, sobre todo a causa de los cristales rotos.

Para realizar este artículo se han utilizado materiales de RIA Novosti, Itar- Tass.ru, Golos Rossii y Rossíyskaya Gazeta.