15 paisajes rusos de Isaac Levitán que tienes que conocer (Imágenes)

Galería Tretiakov
El pintor, del que se cumplen hoy 160 años de su nacimiento, tuvo gran talento en la representación de la naturaleza. Capturó como nadie antes lo había hecho el aire melancólico de la campiña rusa.

Levitán nació en una familia judía pobre en la ciudad de Kybartai en el oeste del Imperio Ruso. Actualmente la localidad es parte de Lituania. A pesar de ser pobres, los Levitán querían dar a sus hijos la mejor educación y se mudaron a la capital de Rusia para que Isaac y su hermano pudieran estudiar en la Escuela de Pintura, Escultura y Arquitectura de Moscú. Isaac sobresalió en sus estudios e incluso fue eximido de pagar las tasas de matrícula. Sus padres murieron poco después y el chico cayó en la pobreza. 

Entre los profesores de Levitán había pintores muy prominentes. Destacó en las clases de Alexéi Savrasov, conocido por sus paisajes líricos y, en particular, “Vuelven las rocas”. Savrasov invitó al chico a estudiar en su clase de paisaje y la primera exposición de Levitán fue un gran éxito, algo casi imposible para un judío a finales del siglo XIX (después del asesinato del zar Alejandro II muchos judíos fueron expulsados de las capitales por completo). Sin embargo, Levitán logró terminar sus estudios y a partir de los 18 años comenzó a ganarse la vida vendiendo sus pinturas.

El biógrafo del pintor, Konstantín Paustovski, dice que los maestros de Levitán estaban molestos por el talento del chico judío para representar la campiña rusa. “En su opinión, un judío no debería haberse acercado al paisaje ruso”. De todos modos, el paisaje ruso no era un género particularmente popular y lo que ocupaba a la mayoría de los artistas eran los paisajes urbanos, los palacios y los temas en escenarios históricos y bíblicos.

En cuanto a Levitán, le gustaban los campos y los caminos fangosos, los pequeños puentes desvencijados y las diminutas iglesias provincianas. Estas cosas parecían indignas de ser representadas en grandes lienzos. Encontró la máxima inspiración fue el Volga donde creó muchos paisajes épicos con vistas al río, especialmente en la ciudad de Plyos con sus numerosas pequeñas iglesias.

Levitán no obtuvo un reconocimiento hasta el final de su corta vida; a los 37 años se convirtió en un académico de la pintura de paisajes y a los 39 años murió en Moscú de un problema cardíaco. En ese momento había una exposición de su trabajo en el pabellón ruso de la Exposición Mundial de París. 

1. Otoño, carretera en un pueblo, 1877

2. Noche después de la lluvia, 1879

3. Día de otoño, Sokólniki, 1879

4. El pequeño puente - Savvinskaya Sloboda, 1884

5. Estanque con agua, 1887

6. El bosque de abedules, 1885-89 

7. Noche, Plyos dorado, 1889

8. Convento silencioso, 1890

9. Junto al remolino, 1892

10. Camino de Vladimirka, 1892

11. Sobre la paz eterna, 1894

12. Otoño dorado, 1895

13. Marzo, 1895

14. Primavera - Agua alta, 1897

15. El lago - Vieja Rusia, 1899

LEE MÁS: Los rusos se lo pasan bomba haciendo parodias de obras maestras de la pintura

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies