5 buenas razones para visitar el nuevo museo del Centro Giliarovski de Moscú (Fotos)

Kirill Zíkov/Moskva Agency
Si deseas profundizar en la historia de la capital rusa, descubrir algunas joyas escondidas y ver cómo era la ciudad hace muchos años, definitivamente vale la pena visitar este museo.

1. Está situado en el corazón de Moscú

A diez minutos a pie del Kremlin y a sólo cinco minutos del Teatro Bolshói, se encuentra el callejón Stoléshnikov, repleto de tiendas, bares y discotecas de lujo, incluido el legendario bar Simachev con su fachada folklórica dejojlomá.

El museo está situado en una mansión con patio, construida a principios del siglo XX. En el segundo piso, las vigas originales del techo de madera te impresionarán.

En la época soviética el espacio estaba dividido por múltiples paredes divisorias en forma de un apartamento comunal. Sin embargo, después de la renovación es completamente diferente. Los funcionarios del museo dicen que los antiguos moscovitas visitan el lugar sólo para ver la pinta que tiene ahora.

2. Revela los secretos de Moscú

Ya hemos escrito sobre la obsesión rusa de establecer casas-museos en honor a personas importantes. Sin embargo, el Centro Giliarovski es una excepción, ya que está inspirado en Vladímir Giliarovski, en lugar de simplemente hacer una crónica de su vida y obra.

Como famoso periodista moscovita y leyenda de la ciudad de finales del siglo XIX y principios del XX, escribió dos libros basados en sus exploraciones de la ciudad. El más famoso es Moscú y los moscovitas, en la que demuestra el heroísmo del trabajo de un reportero durante su vida. Entre las cosas más impresionantes, explorar la zona de Jitrovka de Moscú, famosa por su pasado criminal. Todos los mendigos y prostitutas conocían y respetaban a Giliarovski. Este, llegó a lleva a algunos actores de Stanislavski a las puertas oscuras del barrio para que inspirasen sus personajes teatrales en siniestra gente real.

Giliarovski vivía en la casa vecina №7, en la que existe una placa conmemorativa especial. Dentro del Centro Giliarovski podrá visitar su antigua oficina, que ha sido restaurada.

3. Es interactivo y moderno

Este museo no tiene nada en común con la mayoría de los establecimientos soviéticos que, en muchas ocasiones, no han cambiado ni un ápice exposiciones o interiores. El museo se centra en el urbanismo, la historia local de Moscú y la vida social de la ciudad. No se encontrará con exposiciones permanentes, sino que estas se actualizan constantemente con nuevos espectáculos e instalaciones.

Giliarovski exploró y describió Moscú a través de las vidas de diferentes personas, así que este es un lugar para todos, un centro museístico donde una persona, un residente de la dinámica megalópolis de hoy en día gobierna. Los arquitectos, artistas, etnógrafos y diferentes comunidades de Moscú no serán meros visitantes, sino también coautores de los proyectos, dice la directora del museo, Alina Sapríkina.

En este momento hay dos exposiciones en el Centro Giliarovski: una reconstruye cómo eran las calles del distrito histórico de Kitái-Górod hace siglos, la otra está dedicada al poeta y mitólogo de la ciudad, Dmitri Prígov. Aunque falleció, ha sido devuelto a la vida para ofrecer una video guía por la ciudad.

4. Hay visitas guiadas en inglés

La información del museo está mayormente en ruso, pero será traducida para los turistas extranjeros antes de la Copa Mundial de la FIFA Rusia 2018™. El personal del museo habla inglés y está dispuesto a explicar lo que se expone.

Este museo es una sucursal del Museo de Moscú, que tiene una oficina de turismo y ofrece visitas guiadas en inglés por la capital rusa, incluyendo el Centro Giliarovski. Es mejor reservar los tours con anticipación. Para obtener más información visita este sitio web.

5. Aparece en el listado de los mejores nuevos museos europeos

Recientemente, el periódico The Guardian incluyó el Centro Giliarovski en su lista de 13 nuevas galerías y museos de visita obligada en Europa. Aparece junto con la Fundación Galeries Lafayette en París, el Museo Nacional de Suecia en Estocolmo, el Museo de Arte Callejero Lasloods en Ámsterdam y muchos otros.

Tomando su nombre del periodista Vladímir Giliarovski, un cronista de la vida en la Moscú en torno a los años de la revolución, este nuevo espacio de exhibición, que abrió sus puertas en diciembre de 2017, alberga espectáculos, festivales y eventos, escribió The Guardian.

El Centro Giliarovski, situado en el 9b5 del callejón Stoleshnikov (cerca de la estación de metro Teatrálnaia) de Moscú, abre todos los días excepto los lunes, de 10 am a 8 pm. Las entradas cuestan 200 rublos (alrededor de 3 dólares).

mosmuseum.ru (enlace en ruso)

Si te gustó este texto, pincha aquí para saber cuáles con los mejores museos gratuitos de Moscú.

Haz click aquí si quieres suscribirte a nuestros boletines semanales. 

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Lea más
Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.