Una fresca visión del pescado

Fuente: flickr / JSmith Photo

Fuente: flickr / JSmith Photo

La receta de la 'ujá', puede variar, pero de lo que no hay duda es que es una de las más sabrosas y populares de la gastronomía rusa.

La pesca es popular en todo el mundo, pero en Rusia la pasión por este deporte roza la obsesión. Si te acercas a cualquier estanque helado de Moscú en un típico día invernal, verás hombres sentados junto a hoyos en el hielo, despreocupados del viento cortante y las temperaturas por debajo de 20 grados bajo cero, que esperan pacientemente el esperanzador cascabeleo de su caña de pescar.

En verano, la estación de pesca alcanza su punto álgido, lo que significa que millones de rusos realizan una peregrinación ritual a su coto de pesca favorito, que puede estar bien a solo unos kilómetros de su casa, bien en el otro extremo del país.

Aunque esto ha dado como resultado más de una discusión matrimonial, también ha producido algunas fantásticas sopas de pescado, entre las que la 'ujá' es casi sin ningún género de duda la más conocida y quizá la más sabrosa.

Es verdad que, en teoría, habría que hacer la 'ujá' en una hoguera a la orilla del río, con peces recién pescados. Pero si lo más que te acercas a un río es cruzar uno en coche cuando vas al trabajo, no te preocupes: la 'ujá' sale igual de bien en una cocina, a pesar de lo que digan los pescadores.

De hecho, lo bueno de esta sopa es que no hay que seguir a rajatabla ninguna receta para su preparación: es un plato que invita a experimentar. ¿Quieres usar más patata y menos cebolla? Ningún problema. ¿Crees que la merluza pega mejor que el salmón? Perfecto, usa merluza. Tarde o temprano darás con una fórmula perfecta para ti. Aquí está la receta para una 'ujá' triple, llamada así porque usa tres tipos de pescado.

 

Ingredientes:

6 tazas de agua

1 kilo de capelanos y percas, o de cualesquier otras dos variedades de peces pequeños de agua dulce, enteros y bien limpios

1/2 kilo de salmón fileteado y sin piel

1 zanahoria grande, pelada y cortada en cubos

1 tallo de apio con hojas

1 puerro

1 vasito de vodka

1 cebolla

3 patatas nuevas

25 gramos de pimienta en grano

2 zanahorias peladas

1 chirivía pelada

Hierbas aromáticas (perejil, tomillo y laurel, atadas en un manojo)

5 cucharadas de cebolleta picada

1 hoja de laurel

Sal y pimienta al gusto

Preparación:

Poner en una olla grande el pescado pequeño, las zanahorias cortadas en cuartos, el apio, la chirivía, el puerro, la cebolla y las finas hierbas y llevar a ebullición, retirando la espuma que suba a la superficie.

Bajar el fuego, cubrir la olla y cocer a fuego lento durante 35 minutos.

Colar el caldo con un colador fino en una olla limpia. Eliminar los ingredientes usados.

Volver a poner el caldo al fuego y añadir las patatas y las zanahorias. Llevar a ebullición, bajar el fuego al mínimo y dejar que hierva suavemente, tapado, durante unos 25 minutos (o hasta que los vegetales estén tiernos).

Colar otra vez el caldo y echarlo en una olla limpia, retirar todos los ingredientes excepto las patatas y las zanahorias. Aclarar los vegetales y reservar.

Añadir los filetes de pescado al caldo y cocer a fuego medio o bajo hasta que esté hecho (5 minutos aproximadamente). Esta receta en particular incluye salmón, pero se puede usar cualquier tipo de pescado de agua dulce (por ejemplo, variedades como esturión, trucha, carpa o bacalao).

Probar y rectificar el punto de sal y condimentos. Cortar el resto de las patatas en trozos grandes.

Añadir la hoja de laurel y la pimienta.

Añadir el vodka unos minutos antes de apagar el fuego.

Cortar las zanahorias en dados. Servir el caldo y añadir a cada plato algunos trozos de patata y zanahoria.

Espolvorear con la cebolleta y servir.

¡Priatnogo appetita!

Irakli Iosebashvili, editor de proyectos especiales en The Moscow Times.