Una aplicación ayuda a los usuarios a no perderse en los centros comerciales

Wizee shopping hace una apuesta por la personalización y socialización de los lugares de ocio. Fuente: Foto de prensa

Wizee shopping hace una apuesta por la personalización y socialización de los lugares de ocio. Fuente: Foto de prensa

Wizee Shopping es una aplicación para iPhone y Android que muestra al usuario el esquema de ubicación de las tiendas, los restaurantes, los aseos y otros lugares de interés en los centros comerciales, además de ayudar a encontrar el coche en el aparcamiento, ver los catálogos recién publicados de las marcas de ropa y conocer los próximos descuentos.

“Trabajaba en un centro comercial repartiendo prospectos con el esquema de ubicación de las tiendas. Tras largos días de monótono trabajo entendí que debía existir una manera de hacerlo mejor y se me ocurrió la idea de este servicio”, dice Antón Lébedev, de 26 años, director general de Wizee Shopping.

De pronto empieza a reírse. Esta leyenda se la inventó para dar un toque dramático a la típica historia de la creación de su startup.

En 2008 Antón estudiaba programación en la Facultad de Cibernética del Instituto de Física e Ingeniería de Moscú y, como todo estudiante técnico que se precie, cada mes ponía en marcha una startup

Todos estos proyectos solían acabar con los cofundadores imprimiendo tarjetas de visita y yendo cada uno por su lado. Wizee Shopping fue el primer proyecto que Antón puso en funcionamiento junto a  tres compañeros de clase cuando ya había terminado los estudios.

A finales de noviembre de 2012 la aplicación Wizee tuvo 200.000 descargas: 180 000 para iPhone, 20 000 para Andriod). Tuvo un retention rate (cuántos de los que han descargado la aplicación vuelven a entrar en ella a lo largo de un mes) de 40.000 o una de cada cinco personas que la habían descargado.

“¿Cómo vamos a vender esto?”, fue una pregunta que surgió prácticamente de inmediato. Antes de elaborar el prototipo los emprendedores empezaron a llamar a los centros comerciales y a los organizadores de exposiciones.

En 2010 consiguieron llegar hasta los directivos del centro comercial 'Evropeiski' de Moscú. La colaboración se estancó en la etapa de las negociaciones, pero se dio a entender que existía un interés por el tema.

Se tomó una decisión estratégica: partir de los intereses de los clientes y no de los centros comerciales.

“Hasta ahora no puedo entender mi motivación. Hay mucho de todo: también el deseo de autorealizarme, de ser útil a la sociedad. Por su puesto, también está el deseo de trabajar. Pero es importante la combinación de todo ello”. Antón Lebedev, director general de Wizee.

Los emprendedores tuvieron que visitar a multitud de expertos y representantes de centros comerciales. El propio Lébedev estuvo en 'Evropeiski' con un paquete de hojas para  proponer a los clientes que participaran en una encuesta.

“Incluso me cogieron los de seguridad, me llevaron a sus dependencias y empezaron a preguntarme que qué estaba haciendo. Yo les dije que solo quería conocer chicas”, se ríe Antón. 

Los esfuerzos para encontrar fuentes de financiación no fueron en vano: los chicos consiguieron encontrar inversiones ángeles por valor de varias decenas de miles de dólares en la fase de siembra.

El equipo de Wizee se puso en contacto con unos inversores privados de Suecia.

A principios de 2011 empezó a bullir el trabajo sobre la primera versión de usuario y en mayo salió la aplicación para iOS y Android. Cuando Wizee aún no tenía un prototipo en funcionamiento resultaba complicado llegar a un acuerdo sobre la provisión del contenido.

Según Lébedev, la reacción de los representantes de los centros comerciales fue la siguiente: ¿necesitáis un plano de nuestro centro comercial? ¡Podríais ser unos terroristas!

Tuvieron que recoger la información de fuentes abiertas y más adelante la redibujaron. Incluso ahora el personal especial comprueba la actualidad de los datos de la aplicación. Actualmente los datos se renuevan de media una vez al mes. 

En la aplicación se pueden consultar los centros comerciales de Moscú, San Petersburgo, de siete ciudades rusas más y de Kiev.

Aun así la repartición de los usuarios no es proporcional: el 75% están en Moscú, el 15% en San Petersburgo y el 10% en el resto de regiones. Según Antón, en este momento la empresa no prevé extenderse a nuevas ciudades y países.

Wizee no tiene competidores directos, al menos en el mercado ruso. Los proyectos norteamericanos más conocidos con una funcionalidad similar (Pointlinside y FastMall) tampoco por ahora han conseguido reunir tanto público en su mercado.

En cambio la brasileña MallGuide.Me, lanzada por el equipo UPPNA, ha recibido en fase de siempre una millón de reales brasileños (cerca de 475.000 dólares) en inversiones. Pero Antón Lébedev teme antes que nada por la competencia de los gigantes de internet.

Google ya ha empezado a difundir en internet planos de los edificios (no solo de centros comerciales). En el futuro también su competidor ruso, Yandex, podría dedicarse a lo mismo.

Los desarrolladores explican que “se tiende a hacerlo todo más sencillo y comprensible. Antes que nada queremos que nuestra guía pueda hacer muchas cosas, pero todas estas posibilidades deben ser intuitivas”.

Otro vector de desarrollo es la socialización. Sobre la base de las redes sociales existentes la aplicación permite a los usuarios localizar a sus amigos, si te ha gustado uno u otro descuento o el centro comercial, incluso dar a entender en qué centro comercial te ubicas.

Ahora la empresa de Lébedev ha crecido hasta los 10 empleados. Antón por principio no reconoce la palabra 'CEO', le resulta más próximo el término “coordinador”, es decir, una persona que junto a otros socios decide hacia dónde crecer.

Sin embargo, Lébedev no rehuye la responsabilidad como jefe de la empresa: “Ser el fundador de una startup no es fácil. Por una parte, tienes que convencer tanto a los colaboradores como a los clientes de que tu startup se pondrá en marcha. Por otra parte, sufres tanto los fracasos como los éxitos. Pero a eso te acostumbras y sigues adelante”.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies