La aparición de imágenes víctimas de Smolensk irrita a Polonia

Las fotografías fueron tomadas directamente en el lugar del accidente, que tuvo lugar en abril de 2010, y en el depósito de cadáveres, donde los restos de las víctimas del siniestro yacían en ataúdes improvisados.

El Gobierno polaco ha trasladado al embajador ruso su malestar por la publicación de estas imágenes, presuntamente tomadas por funcionarios rusos en los momentos que siguieron a la catástrofe, y pidió que se tomen medidas enérgicas y se abra una investigación para sancionar a los responsables de la filtración de las fotos.

Mientras, el ministro polaco de Exteriores, Radoslaw Sikorski, usó su cuenta en Twitter para pedir a los medios de comunicación que respeten el dolor de las familias y no publiquen las imágenes, calificadas de "dramáticas" por el estado en el que aparecen las víctimas del accidente, en muchos casos desfiguradas y desmembradas tras la colisión que sufrió el avión presidencial de Polonia.

A bordo del aparato siniestrado en Smolensk viajaban 96 personas, la mayoría altas autoridades civiles, militares y religiosas de Polonia, entre ellas el jefe del Estado, Lech Kaczynski, y su esposa María.

Las fotos se difundieron en páginas web rusas acompañadas de un texto explicativo en el que, entre otras cosas, se cuestionaban las conclusiones oficiales de la investigación de la tragedia llevada a cabo por las autoridades de los dos países, a la vez que se sugería que el accidente podría haber sido realmente un atentado

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies