La policía británica arresta al hijo del expresidente de Kirguizistán

Maksim Bakiyev, de 34 años, se entregó de manera voluntaria tras acudir a una comisaría del exclusivo barrio londinense de Belgravia, añadieron las fuerzas del orden.

Bakiyev, que compareció ayer ante el Tribunal de Westminster de Londres, fue arrestado en relación a una petición de extradición por presunto fraude y conspiración para alterar el curso de la Justicia entre abril de 2010 y abril de 2012, según Scotland Yard.

El hijo del que fuera presidente de Kirguizistán entre 2005 y 2010 está vinculado a un supuesto caso de corrupción en la venta de carburante a una base de EEUU en su país, según los medios británicos.

Maksim Bakiyev llegó el año pasado a la base militar de Farnborough, a las afueras de Londres, en un avión privado y solicitó asilo político, informa la cadena BBC.

El padre fue derrocado en 2010 durante una revuelta popular y huyó a Bielorrusia, donde vive actualmente.

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies