Rusia producirá en serie el nuevo Kaláshnikov a partir de 2013

Rusia lanzará la fabricación en serie del nuevo fusil Kaláshnikov AK-12 a partir de la segunda mitad de 2013, adelantó hoy la empresa que produce el arma de asalto más vendido en el mundo.

"En la primera mitad de 2013, en junio o julio, finalizarán las pruebas de homologación del AK-12 y comenzará su producción en serie", aseguró Zlobin a la agencia oficial rusa RIA-Nóvosti.

El nuevo modelo del fusil de asalto ruso servirá de base para la creación de otras armas de fuego para la infantería.

"A partir del AK-12 se creará una amplia gama de pistolas, fusiles de asalto y ametralladoras para las tropas y para las unidades de fuerzas especiales", apuntó Zlobin.

En noviembre del pasado año, el entonces presidente ruso, Dmitri Medvédev, concedió la orden de Héroe de Rusia a Mijaíl Kaláshnikov, cuyo fusil describió como "uno de los mejores productos nacionales".

Kaláshnikov confesó en 2007, con motivo del 60 aniversario del registro oficial de su fusil en la URSS, que los nazis tuvieron la culpa de su invento porque su vocación verdadera era diseñar maquinaria agrícola.

Aunque empezó a idear el diseño de un arma de fuego automática en 1942, mientras estaba internado en un hospital tras sufrir heridas durante un combate contra el Ejército nazi, el primer fusil de asalto AK-47 no sería registrado oficialmente hasta 1947.

Según las autoridades rusas, debido a que la Unión Soviética no llegó a patentar el invento, hasta un 90 por ciento de los fusiles Kaláshnikov que son producidos en el mundo son falsos, pues se fabrican sin autorización o con licencias caducadas.

La marca Kaláshnikov solo fue registrada en la Oficina Internacional de Patentes de Suiza en 1998, y su inventor nunca sacó beneficio económico de su creación.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies