Cualquier ciudadano ruso podrá usar legalmente la fuerza para detener a delincuentes

27 de septiembre de 2012 EFE
El Tribunal Supremo (TS) de Rusia resolvió hoy que cualquier ciudadano ruso tiene derecho al uso racional de la fuerza para detener a delincuentes y sus cómplices sin temer sanciones.

El alto tribunal entiende que la "detención del individuo que ha cometido un delito para llevarlo ante los órganos de la ley es un medio que garantiza la ineludible responsabilidad penal (del delincuente) y la prevención de que cometa nuevos delitos".

El pleno del TS resolvió que el sospechoso puede ser detenido por cualquier ciudadano incluso si no representa peligro público alguno durante su detención.

En caso de existir tal peligro, "incluida la violencia que amenaza la vida del individuo (que procede a la detención) u otras personas, o la posibilidad de que la violencia sea usada, el daño causado al detenido debe ser entendido como defensa (propia) necesaria", según los jueces.

El Supremo estableció que pueden ser detenidos tanto los sospechosos de haber delinquido como sus cómplices, independientemente de que exista sentencia condenatoria contra éstos, un punto que tampoco será determinante para valorar la legalidad del uso de la fuerza durante su detención.

"El uso desmedido de la fuerza necesaria durante la detención del individuo que ha cometido un delito será punible solo cuando se le haya causado muerte intencionada, o daños graves a la salud", señala la resolución.

El ciudadano que proceda a la detención "debe estar seguro de ocasionar daño a la persona que ha cometido el delito, por ejemplo cuando es víctima o testigo presencial del delito, cuando testigos presenciales han señalado al delincuente, cuando en su cuerpo, ropa o vivienda se encuentran huellas claras del delito".

El Supremo también resolvió que el asesinato de un presunto delincuente durante su detención o en defensa propia será calificado por los tribunales como "asesinato involuntario" incluso si es cometido por las fuerzas del orden como consecuencia de un uso desmedido de la fuerza.

"Los agentes del orden, militares y otras personas a los que la ley autoriza el uso de armas, medios especiales, técnicas de combate o fuerza física para el cumplimiento de su deber no serán sujetos de responsabilidad penal por el daño que causen al actuar de acuerdo a las leyes, estatutos, órdenes y otros actos normativos que establezcan las causas y normas" para el uso de estos medios

+
Síguenos en nuestra página de Facebook