La aventura rusa de ‘Chaco’ Insaurralde

El argentino celebra el gol marcado ante el Térek. Fuente: Aleksandr Stupnikov.

El argentino celebra el gol marcado ante el Térek. Fuente: Aleksandr Stupnikov.

A últimos de julio Juan Manuel ‘Chaco’ Insaurralde sumó su nombre a la extensa lista de bajas de Boca Juniors, que en apenas unos meses perdió también a Riquelme, Roncaglia, Cvitanich, Mouche, Sosa, Enzo Ruiz, Sauro y Ara. El destino de ‘Chacho’ resultó el más exótico de los nueve, el Spartak de Moscú, que desembolsó 4 millones de dólares a cambio del 75% de los derechos del jugador. Boca se reserva el 25% con vista a otro futuro transfer.

“Estoy muy feliz por llegar a un equipo grande como el Spartak y a una ciudad tan bonita como Moscú. Me sorprendió la hospitalidad de todo el club a mi llegada. Ya en mis primeros días en Rusia me hicieron sentir como que estoy en casa. Espero poder adaptarme pronto y corresponder en el campo a esa confianza”, declaró Insaurralde el día de su presentación. El fichaje del defensa argentino forma parte del ambicioso proyecto del club moscovita para el presente curso, en el que volverá a disputar la máxima competición continental (Champions League) tras terminar segundo en el pasado campeonato nacional.

El Spartak busca retomar el esplendor perdido: es el equipo más laureado de Rusia con nueve títulos nacionales, pero el último se remonta a 2001. En el club moscovita jugó durante tres temporadas Clemente Rodríguez, con el que ‘Chacho’ compartió vestuario en Boca: “Conversé con él antes de venir, me dijo que el frío ruso no es tan terrible. Me habló muy bien del club y su estructura. Europa ha cambiado su punto de vista sobre el fútbol en Rusia. Hace diez años era imposible imaginar que jugadores importantes ficharían por un club ruso, ahora es una situación común.  La organización de la Copa del Mundo de 2018 favorece que el fútbol en el país se desarrolle a gran velocidad”.

Insaurralde, que vestirá la camiseta con el número 2, coincidirá en el Spartak con el porteño Nicolás Parejo, también defensa, que recaló en Moscú hace dos años procedente del Espanyol de Barcelona. Precisamente la defensa ha sido la línea más criticada del equipo en las últimas temporadas: “El papel del defensa es transmitir seguridad al grupo, siendo fuerte en la marca para mantener el orden”, explica ‘Chacho’. ¿Y qué piensa la afición de su fichaje? “Los mejores defensas son italianos o alemanes. Los centrocampistas, españoles. Y los delanteros, brasileños o argentinos. Es un error pagar tanta plata por un argentino defensa”, comenta un aficionado del Spartak en un medio digital ruso. Otros apoyan su fichaje, tomando como ejemplo al rosarino Leandro Fernández ‘Coti’, que ha hecho carrera en el vecino Dinamo. La salida de Héctor Bracamonte (de Rostov a Rosario Central), Óscar Ahumada (de Rostov All Boys) y Faustino Rojo (de Spartak a Sporting de Lisboa) ha reducido de 5 a 3 el número de argentinos en la liga rusa para esta temporada respecto a la pasada. Y paradójicamente, los tres son defensas.


Juan Manuel Insaurralde en el momento de la entrega de la camiseta. Fuente: Kommersant.

Juan Manuel Insaurralde nació en Resistencia, provincia de Chaco, en octubre de 1984. Tras militar en Chacarita Juniors y Newell’s Old Boys, fichó en 2010 por Boca, que pagó casi 2 millones de dólares por su transfer. Internacional con la albiceleste en septiembre de 2009, fue preseleccionado por Maradona para la Copa del Mundo de 2010, pero descartado finalmente. Aunque ‘Chaco’ no se maneja en inglés, el idioma no será un hándicap en este Spartak. “Es una ventaja que el director general y el entrenador hablen español. De todas formas, tengo intención de aprender algo de ruso. Necesitaré algunas frases básicas para entenderme con mis compañeros en el campo y para desenvolverme en la vida”, comenta Insaurralde. Valeri Karpin, una de las figuras más influyentes del fútbol ruso, jugó 11 años en la Liga española y habla un español fluido. La temporada pasada ocupó el puesto de entrenador en el Spartak, que en mayo cambió por el de director general. Él mismo buscó a su propio sustituto en el banquillo, quería un técnico de prestigio internacional, que sirviese como imán para jugadores extranjeros que se sumasen al ambicioso proyecto en ciernes. El elegido fue Unai Emery, exentrenador del Valencia, al que clasificó en un meritorio 3º puesto de la Liga española las tres últimas temporadas, sólo por detrás de los inalcanzables Madrid-Barcelona y pese al hándicap de las notables reducciones presupuestarias del club.

“De la liga rusa sabía que tiene varios equipos fuertes. Había escuchado hablar mucho del Zenit de San Petersburgo, el vigente campeón”, explica Insaurralde. Precisamente el Zenit será el rival directo del Spartak por el título nacional. Los resultados están acompañando al equipo moscovita en el comienzo del curso, con 5 victorias en los 6 primeros partidos oficiales, con la dolorosa excepción del 5-0 encajado en San Petesburgo en cancha del Zenit. Aunque la temporada ya está en marcha e Insaurralde fue el cuarto refuerzo del Spartak, el entrenador Emery aprovecha cada rueda de prensa para reclamar al club más fichajes con que poder equipararse al Zenit.

Chaco se ha encontrado en el vestuario del Spartak una verdadera Torre de Babel, ya que 10 nacionalidades diferentes: un nigeriano, un sueco, un irlandés, cuatro brasileños, un georgiano, un holandés, un checo, dos españoles (entrenador y fisioterapeuta), dos argentinos... y por supuesto rusos. “Mi familia no se ha mudado conmigo todavía, pero espero arreglarlo pronto para que puedan venir a Moscú. Mi esposa se tomó muy bien mi fichaje. Hace poco tuvimos un segundo hijo, esperamos tener el tercero en Rusia…”, confiesa con una sonrisa Chacho sobre su adaptación a la vida en Moscú.

Su puesta a punto puramente deportiva está siendo algo más lenta. Primero, porque se incorporó al equipo ya iniciada la liga rusa, que arrancó el 20 de julio, tres días antes de su fichaje. Segundo, porque una lesión -rotura parcial de ligamentos en un tobillo- retrasó hasta comienzos de agosto su viaje a Moscú. Aunque ya ha comenzado a jugar, incluso marcó un gol al Terek Grozni.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies